Libro La economía funcionará cuando TÚ la entiendas de Gregorio Hernández Jiménez (invertirenbolsa.info)


Si vives en EEUU o Latinomérica

compra aquí

 

Libro Educación financiera avanzada partiendo de cero de Gregorio Hernández Jiménez (invertirenbolsa.info)

Libro Cómo invertir en Bolsa a largo plazo partiendo de cero de Gregorio Hernández Jiménez (invertirenbolsa.info)


Si vives en EEUU o Latinomérica

compra aquí

 

Base de datos y ratios históricos de empresas españolas y extranjeras

Empresa Cotización Dividendo RD% BPA ord. PER VCA P / VC Prev
3M 218,88 5,7600(e) 2,63%(e) 10,68(e) 20,49(e) 16,27 13,45
x
AB Foods 25,12 0,4500 1,79% 1,27 19,78 11,63 2,16
x
Abengoa 0,03 0,0000 0,00% 0,00 -0,23 -0,13
x
Acciona 101,90 3,8500(e) 3,78%(e) 4,20(e) 24,26(e) 57,45 1,77
+
x

4T2018: BPA ordinario 3,82 euros (-0,5%). BPA total 5,73 euros (+49%). Ventas +4%. EBITDA -2%. La deuda neta se reduce el 17% desde el final de 2017 y queda en 4.333 millones de euros. Con ello el ratio deuda neta / EBITDA baja a las 3,5 veces (en 2013 estaba en 8,2 veces, por lo que Acciona ha hecho muy buena labor en la reducción acelerada de su deuda, a la vez que está recomprando y amortizando acciones). El motivo principal de esta bajada tan fuerte de la deuda es que las inversiones netas son de -777 millones de euros, porque ha vendido Transmediteránea, el negocio termosolar en España (250 MW) y su participación del 20% en Testa por 1.420 millones de euros. Pero el flujo de explotación también ha ayudado porque crece mucho, el 45%. La mayor parte de las inversiones que ha hecho han sido en el área de Energía, instalando nueva capacidad eólica en Chile, México, Australia y EEUU. El BPA extraordinario de 1,91 euros (5,74 – 3,82) se debe a las ganancias que ha tenido con todas estas ventas. EBITDA por divisiones: Energía +2,4% (sube a pesar de la venta del negocio termosolar en España, por la nueva capacidad instalada, la mayor producción y los mayores precios de venta de la energía), Infraestructuras -1,8% y Otras actividades -30,9% (cae tanto por aquí es donde estaban los otros 2 grandes activos que ha vendido: Transmediterránea y la participación en la inmobiliaria Testa). La venta del 20% de Testa (y otro edificio de oficinas que tenía alquilado) ha sido a un precio muy bueno, ya que la ha vendido un 40% por encima del NAV (valor neto de los activos). Dentro de Infraestructuras, la cartera de Construcción cae el 15% porque ha ejecutado bastante más obra de los contratos nuevos que ha conseguido (en principio es algo normal, que debería corregirse en los próximos trimestres), la cartera de Agua cae el 66% por la pérdida de la Concesión de ATTL en Cataluña (Acciona sigue reclamando judicialmente este tema, y tiene más a ganar que a perder) y la cartera de Servicios aumenta el 17%. Capacidad instalada de generación de electricidad +4,6%. Producción de electricidad +10%. Acciona ya tiene el 5,07% de su capital social, que tiene intención de amortizar en los próximos meses. Si tenemos ya en cuenta esta amortización de acciones, el BPA crece el 4,5%. El dividendo de 2018 es de 3,50 euros, un 17% más que el de 2017. Y en 2019 Acciona espera que tanto el BPA como el dividendo crezcan al menos el 10%, por lo que el BPA sería de al menos 4,20 euros, y el dividendo de al menos 3,85 euros.

 

3T2018: BPA ordinario 2,60 euros (-5%). El BPA ordinario ha caído porque los negocios que ha vendido han dejado de aportar y aún no han sido sustituidos por otros. También beneficiará al BPA la importante amortización de acciones que va a hacer, y que comento ahora. BPA total (incluye las ventas de activos que ahora comentaré) 3,88 euros (-4%). Ventas +2%. EBITDA -3%. Cartera de Infraestructuras -2%. Capacidad instalada de generación de electricidad +6%). Producción de electricidad +11%. La deuda neta se reduce un 3% desde el final de 2017 y queda en 5.045 millones de euros. Espera terminar 2018 con un ratio deuda neta / EBITDA por debajo de las 4 veces, que no es bajo, pero está mejor que el que ha tenido en años anteriores. Ha hecho inversiones por 443 millones de euros (más 101 millones de euros en compra de suelo para la división Inmobiliaria) y ha recomprado acciones propias por 173 millones de euros (ya tiene el 4,5% de su capital social). También ha vendido activos por 985 millones de euros (fundamentalmente el negocio termosolar en España, y Transmediterránea), con unas plusvalías de 85 millones de euros. EBITDA por áreas: Energía +1%, Infraestructuras +8%, Otras actividades -54% (cae porque aquí estaba Transmediterránea hasta el 31 de mayo, y además Inmobiliaria está desarrollando varios proyectos pero está teniendo pocas ventas porque aún tiene pocas viviendas terminadas, y porque traspasó sus viviendas a Testa Residencial a cambio del 20% de esta inmobiliaria, y las acciones que tiene en Testa ya no se contabilizan en esta división Inmobiliaria). Dentro de Energía, el EBITDA en España cae el 8% (por la venta de las centrales termosolares), y el EBITDA internacional crece el 15% (principalmente por las nuevas instalaciones que van entrando en funcionamiento continuamente). Dentro de Infraestructuras, Construcción está mejorando bastante su margen de beneficios, aunque Agua baja algo en ingresos y EBITDA, y Concesiones también baja algo porque vendió hace unos meses la Ruta 160 en Chile. Ya en el cuarto trimestre ha vendido el 20% que adquirió recientemente en Testa, por 379 millones de euros, y me parece una buena venta porque además de que el precio creo que es bueno me parece que Acciona va a sacar más rentabilidad a ese dinero si lo invierte en Agua, Concesiones, etc. Son unos resultados mejores de lo que parecen al ver la caída del BPA porque con el dinero de las ventas de activos invertirá en nuevos negocios, y va a amortizar alrededor del 5% de su capital social. 

 

2T2018: BPA ordinario 1,75 euros (+26%). BPA total 3,25 euros (+132%). Los beneficios extraordinarios positivos se deben a la venta de Transmediterránea y del negocio termosolar en España. Ventas +4%. EBITDA +7%. Acciona está haciendo una recompra de acciones de alrededor del 5%-6% de su capital social para amortizarlo, que no he tenido en cuenta en las cifras que he dado de incremento del BPA, por lo que el crecimiento será mayor (ese 5%-6%) cuando estas acciones de amorticen. Al presentar estos resultados ya tiene el 3,4% de su capital en autocartera. Capacidad instalada de generación de energía +0,7%. Producción de electricidad +12,7%. La deuda neta se reduce el 12% desde el final de 2017, hasta 4.612 millones de euros. La reducción de la deuda se debe a la buena marcha del negocio ordinario y a las ventas de Transmediterránea y del negocio termosolar en España. Sin estas ventas ya estaba bajando mucho el pago de intereses, y ahora bajará aún más en los próximos trimestres. Cartera de Infraestructuras -3,3%. EBITDA por áreas: Energía +6,7%, Infraestructuras +8,3%, Otras actividades -0,6%. Acciona está creciendo de una forma muy sana.

 

 

1T2018: BPA 1,07 euros (+3%). Ventas +3%. EBITDA +6%. La deuda sube un 3% desde el final de 2017, hasta 5.374 millones de euros. Aún no ha cobrado la venta de Transmediterránea (espera hacerlo en el segundo trimestre), y tampoco la venta de las plantas termosolares (se anunció ya en el segundo trimestre). Los gastos financieros han bajado un 24% (una rebaja muy importante), gracias a la refinanciación de la deuda que hizo hace unos trimestres, y que supondrá una mejora de los beneficios permanente (porque modificará también la financiación de nuevos proyectos). Ha invertido 102 millones de euros, el 61% menos que en el primer trimestre de 2017 (entonces compró la australiana Geotech por 139 millones de euros, por lo que no es que esté invirtiendo mucho menos este año en el negocio ordinario). La cartera de obras es casi igual (-1,4%) a la del final de 2017. La división que más ha contribuido a la subida de ingresos y EBITDA ha sido Energía (EBITDA +6%), a pesar de que los resultados de Nordex (fabricación de aerogeneradores) han caído. Otras Activades también lo ha hecho muy bien (EBITDA +56%), pero es más pequeña. Infraestructuras también ha crecido (EBITDA +4%). Piensa incrementar su negocio en África, y aunque aún no se puede estimar a qué velocidad y en qué importes lo hará, me parece muy bueno que se incremente la inversión en África, por el potencial que tiene este continente y por todo lo que esto supone para sus habitantes. Acciona sigue teniendo un crecimiento bastante sólido y estable.

Acerinox 9,77 0,5000 5,12% 0,86 11,36 7,47 1,31
x
ACS 40,77 2,0800(e) 5,10%(e) 3,20(e) 12,74(e) 13,95 2,92
+
x

4T2018: BPA 2,91 euros (+14%). De los 915 millones que ha tenido de beneficio neto Abertis ha aportado 175 millones desde junio a diciembre. Ventas +5%. EBITDA +7%. A tipos de cambio constantes las Ventas crecerían el 10% y el EBITDA el 13%. Cartera de proyectos +8% (Europa +8%, América del Norte +18%, América del Sur +26%, Asia Pacífico -5% y África -42%). La deuda neta es inexistente, con un exceso de liquidez de 3 millones de euros. Y eso que las inversiones netas han sido de 1.538 millones de euros, 5,5 veces más que en 2017. Entre las desinversiones más importantes han estado las ventas de las participaciones que le quedaban en Saeta Yield y en Masmóvil. La principal inversión ha sido la compra del 50% (menos 1 acción)Abertis (que ha llevado consigo la venta de una participación de Hochtief a Atlantia, la compradora del otro 50% de Abertis). Ventas por zonas geográficas: Europa +10%, América del Norte +8%, América del Sur +10%, Asia Pacífico -1% y África -27%. EBITDA por divisiones: Construcción +9%, Servicios Industriales +2%, Servicios +9%. Estos resultados de ACS en 2018 han sido muy sanos y equilibrados, y en 2019 espera un crecimiento de BPA y dividendo de alrededor del 10%.

 

 

3T2018: BPA 2,20 euros (+14%). A tipo de cambio constante el BPA crecería el 20%. Ventas +5%. EBITDA +6%. Cartera de proyectos +8%. A tipos de cambio constantes las Ventas crecen el 11%, el EBITDA el 12% y la Cartera de proyectos el 10%. Ha realizado inversiones por 679 millones de euros y desinversiones por 465 millones de euros, con lo que queda si deuda neta y con un exceso de liquidez de 128 millones de euros, sin incluir la compra de Abertis, que a nivel de deuda se contabilizará en los próximos meses. Incluyendo la deuda que le va a generar la compra de Abertis, la deuda neta es de 916 millones de euros, que es una cifra muy baja para ACS. EBITDA por divisiones: Construcción +7%, Servicios Industriales +3%, Servicios +10%. Ya en el cuarto trimestre ha vendido los bonos convertibles que tenía de MásMóvil, a cambio de 407 millones de euros y una pequeña participación en MásMóvil. Creo que es una buena venta, porque sacará más rentabilidad a ese dinero en sus negocios habituales. Las ventas de Construcción en España creen el 10%, recuperándose algo de la caída de los años previos. Abertis está aportando en 2018 sólo desde junio, por lo que en los próximos trimestres se irá notando más en el crecimiento de los beneficios, así que el crecimiento de Abertis en realidad es mayor del que parece viendo estas cifras.

 

2T2018: BPA 1,42 euros (+7%). Ventas +2%. EBITDA +2%. Cartera de proyectos +7%. A tipos de cambio constantes el BPA aumenta el 13%, las ventas crecen el 10% y la cartera de proyectos sube el 11%. La deuda neta cae a 58 millones de euros, casi inexistente. Estas cuentas apenas reflejan la reciente compra de Abertis (aporta al BPA menos de 1 céntimo), por lo que el crecimiento del beneficio será mayor en los próximos trimestres. La deuda también se incrementará (hasta unas 0,5 veces de ratio deuda neta / EBITDA) cuando termine de formalizarse la compra de Abertis y se cierre la operación. La cartera de Construcción en España crece el 6,3% (es relativamente poco importante para ACS por su tamaño en el total de la empresa, pero es un buen dato para ver la situación general del sector en España). EBITDA por áreas: Construcción +2,1%, Servicios Industriales +2%, Servicios +11,6%, Tras la compra de Abertis, ACS va a subir su payout hasta el 65%. Esta compra de Abertis hace que tras la subida de la cotización ACS no esté más cara que antes de esa subida, porque es una muy buena compra de un negocio muy estable, y a muy buen precio.

 

1T2018: BPA 0,79 euros (+7%). A tipos de cambio constantes el BPA crece el 13%. Ventas +4% (a tipos de cambio constantes subirían un 15%). EBITDA +4%. La deuda ya es de sólo 359 millones de euros, el 80% menos que hace un año, lo cual supone un ratio deuda neta / EBITDA de 0,1 veces. Y eso que ha invertido un 106% más que en el primer trimestre de 2017. La cartera de proyectos es un 2% inferior a la de hace un año (aunque a tipos de cambio constantes aumenta el 10%). En Construcción (EBITDA +2%) están creciendo mucho EEUU y España. Servicios Industriales (EBITDA +5%) crece algo más, y Servicios (EBITDA +10%) es la división que más crece (porque le han perjudicado menos las divisas, en realidad a tipos de cambios constantes crecen más Construcción y Servicios Industriales). Creo que la compra de Abertis es una muy buena compra y a muy buen precio, que le dará beneficios muy importantes y estables a largo plazo (y desde el primer momento, por supuesto). Es muy importante que haya hecho esta compra de Abertis sin ampliar capital, y por tanto sin dilución para los accionistas de ACS.

 

 

Adidas 232,15 3,3500 1,44% 8,55 27,15 32,02 7,25
x
Adolfo Dominguez 7,78 0,0000 0,00% -1,41 -5,52 6,41 1,21
x
Adveo 0,49 0,0000 0,00% -1,09 -0,45 2,37 0,21
x
Aena 158,90 6,9300 4,36% 8,85 17,95 40,23 3,95
+
x

Plan estratégico 2018-2021:

 

En 2018 espera tener un BPA de 8,48 euros y en 2019 de 8,74 euros (en los resultados reales de 2018 ya ha superado estas previsiones, con un BPA de 8,85 euros). A más largo plazo espera un crecimiento mayor, porque el menor crecimiento de 2018 y 2019 se debe a factores temporales, como la devaluación de la libra respecto al euro. Va a mantener estos años el actual payout del 80%. El gran plan inmobiliario que va a iniciar Aena se va a desarrollar a lo largo de los próximos 20 años.

 

4T2018: BPA 8,85 euros (+8%). Ingresos +7,3%. Ingresos por áreas: Aeronáutico +6%, Comercial (tiendas, restaurantes, alquiler de coches, etc) +9,6%, Servicios Inmobiliarios +12,9% e Internacional +10,5%. EBITDA +5,5%. El tráfico en España ha tenido un crecimiento muy bueno: Pasajeros +5,8%, Aeronaves +5,8% y Mercancías +9,9%. El tráfico nacional ha crecido el 10%, y el internacional el 4,1%. Los pasajeros con origen/destino el Reino Unido han caído el 3% (mientras crece el resto de Europa) por la devaluación de la libra y la incertidumbre que hay alrededor del Brexit. En los aeropuertos fuera de España el tráfico de pasajeros ha crecido el 8,4%. Ha ampliado la superficie de restauración en El Prat de Barcelona en un 19%. Y en Málaga ha renovado la oferta de forma que los ingresos crecen el 30% sobre 2017. Estas mejoras de restauración en Barcelona y Málaga se han notado algo en 2018, pero se notarán más en 2019. En la parte negativa han subido los costes de los servicios prestados por otras empresas (limpieza, seguridad, carros portaequipajes, etc). En cuanto al gran plan inmobiliario de Madrid y Barcelona sigue dando sus pasos, y a lo largo de todo 2019 aún seguirá con trámites burocráticos y probablemente no se inicien todavía las obras. La deuda neta queda en 6.654 millones de euros, el 7% menos que a final de 2017. El ratio deuda neta / EBITDA ha bajado hasta las 2,5 veces desde las 2,8 veces del final de 2017. La situación de deuda de Aena es muy buena. El dividendo de 2018 es de 6,93 euros, el 6,6% más que en 2017. 2018 ha sido un buen año para Aena porque ha superado la previsión de 8,48 euros de BPA para 2018 que habría hecho en su plan estratégico 2018-2021, e incluso la de 8,74 euros que había hecho para 2019. Al presentar estos resultados de 2018 no da una nueva previsión para 2019, pero como espera un crecimiento del tráfico de alrededor del 2%, lo lógico es que el BPA de 2019 sea superior a los 8,85 euros de 2018.

 

3T2018: BPA 6,79 euros (+5,5%). Ingresos +5%. Gastos +4,6%. EBITDA +4,3%. El crecimiento de Aena va a ser algo inferior al de los años anteriores. Y según las previsiones de su plan estratégico, hasta 2021 el crecimiento esperando es también inferior al de años anteriores. El Tráfico (España) sigue creciendo mucho: Pasajeros +8,3%, Aeronaves +5,6% y Mercancías +15,3%. El tráfico nacional (+10,5%) crece más que el internacional (+3,5%), por la devaluación de la libra (que encarece algo los viajes a España para los británicos) y la recuperación como destino turístico de otros países del Mediterráneo que tenían diversos conflictos. El tráfico de pasajeros en los aeropuertos internacionales de Aena ha crecido el 7,1%. Los ingresos comerciales (tiendas, restaurantes, alquiler de coches, etc) crecen el 8,5%. Ha conseguido la explotación del Aeropuerto Regional Internacional de Murcia por 25 años. Es un aeropuerto pequeño, por lo que añadirá poco crecimiento al conjunto de la empresa, pero es una operación positiva. La deuda neta se reduce el 5% desde el final de 2017, quedando en 6.794 millones de euros, lo cual baja el ratio deuda neta / EBITDA a 2,6 veces, que es bajo para una empresa de este sector.

 

2T2018: BPA 3,43 euros (+12%) . Ingresos +6%. EBITDA +7%. El crecimiento baja respecto al primer trimestre como era de espera, por el efecto de la Semana Santa, así que los resultados siguen siendo igual de buenos que en el primer trimestre de 2018. Tráfico (España): Pasajeros +6,8%, Aeronaves +6,1% y Mercancías +13,3%. El tráfico nacional crece más que el internacional. El tráfico de pasajeros en los aeropuertos internacionales crece el 7%. Los ingresos de la actividad comercial (tiendas, restaurantes, alquiler de coches, etc) crecen el 8,8%. Ya ha iniciado los trámites para el gran desarrollo inmobiliario que va a hacer en los aeropuertos de Madrid y Barcelona en los próximos años. La deuda neta sube el 3,6% desde el final de 2017 hasta 7.200 millones de euros, pero el ratio deuda neta / EBITDA se mantiene en las 2,8 veces. El coste medio de la deuda es de tan sólo el 1,49%. En este momento creo que el BPA de Aena crecerá en 2019 alrededor del 10%-15%.

 

1T2018: BPA 0,74 euros (+37%). Ingresos +6%. EBITDA +14%. Aena va muy bien, pero hay que tener en cuenta que la Semana Santa en 2018 ha sido principalmente en marzo, y en 2017 fue en abril, por lo que es de esperar que el crecimiento de este primer trimestre sea algo inferior el resto del año. Datos de tráfico (España): Pasajeros +9,7%, Aeronaves +6,9% y Mercancías +13,8%. Acaba de ampliar un 19% el área de restauración en el aeropuerto de Barcelona, y espera que esto le aumente los ingresos anuales alrededor del 30% (en este negocio). En febrero ha conseguido la concesión del aeropuerto de Murcia por 25 años. La deuda neta baja hasta 6.871 millones de euros, el 4% menos que a final de 2017, y ya supone un ratio deuda neta / EBITDA de sólo 2,6 veces.

 

Air Liquide 118,30 2,6500 2,24% 4,92 24,04 41,41 2,86
x
Alba 46,30 1,0000 2,16% 2,65 17,47 69,32 0,67
x
Allianz 214,85 9,4500(e) 4,40%(e) 18,45(e) 11,64(e) 144,26 1,49
x
Almirall 14,11 0,2030 1,44% 0,45 31,36 6,85 2,06
x
Altia 20,40 0,2600 1,27% 1,05 19,43 3,95 5,16
x
Amadeus 68,86 1,1750 1,71% 2,28 30,20 7,24 9,51
x
Amper 0,26 0,0000 0,00% 0,00 0,04 6,50
x
Archer Daniels 42,76 1,4000(e) 3,27%(e) 3,19 13,40 33,48 1,28
x
Atresmedia 4,30 0,5200 12,09% 0,63 6,83 1,98 2,17
x
ATT 32,03 2,0100 6,28% 2,66 12,04 25,28 1,27
x
Aviva 4,32 0,2740 6,34% 0,37 11,68 4,23 1,02
x
Axa 23,74 1,3400 5,64% 2,55 9,31 25,74 0,92
x
Banco Sabadell 1,02 0,0300 2,94% 0,06 17,00 2,25 0,45
+
x

4T2018: BPA 0,06 euros (-59%). Esta caída ha tenido 2 motivos: Los problemas informáticos en la integración de la aplicación de la filial británica TSB (que ya ha finalizado, y están resueltos), y la venta de una cartera importante de inmuebles a un precio un poco inferior al valor contable (pero que no ha supuesto salida de dinero del banco, y que ya está reduciendo los costes de forma importante, a la vez que incrementando los ingresos por la liquidez que se ha conseguido a cambio de los inmuebles). Sin estos 2 efectos, y a tipos de cambio constantes, el BPA crecería el 10%. Los márgenes bancarios caen: Intereses -3%, Bruto -13% y Neto de explotación -34%. Comisiones netas +9%. El ROE (2,6%) y el ratio de eficiencia (58,3%) han empeorado bastante por los problemas temporales de este año, pero volverán a mejorar en 2019. La tasa de morosidad mejora bastante, quedando en el 4,2% desde el 5,1% de hace un año, y ya empieza a entrar en zonas normales. La cobertura de la morosidad, aunque sigue algo baja, también ha mejorado bastante, subiendo hasta el 54,1% desde el 45,7% de hace un año. El CET 1 fully loaded queda en el 11,1%, un buen nivel. El ratio de créditos / depósitos baja al 102%, que es un nivel conservador desde el que tiene margen para crecer. La reducción de activos problemáticos ha sido de 7.850 millones de euros (5.800 millones de esa gran venta que le ha generado una pérdida contable, y 2.050 millones de las ventas habituales), que es una reducción muy importante. Tras esto le quedan unos activos problemáticos de 7.328 millones de euros, menos de la mitad que hace un año. El valor contable por acción baja a 2,25 euros. De cara a 2019 no tendrá los 2 efectos negativos que ha tenido en 2018 (problemas en TSB, y venta de esa cartera de activos problemáticos de 5.800 millones de euros), y además el crédito empieza a crecer ligeramente (+1,5% a tipos de cambio constantes en los últimos 12 meses), tras varios años cayendo, por lo que lo esperable es que el BPA de 2019 supere los 0,14 euros de 2017. Ha elevado el objetivo de CET 1 fully loaded al 12% en 2021, y cree que esto será compatible (y muy probablemente lo sea) con mantener el payout en el 40%-50%.

 

 

3T2018: BPA 0,04 euros (-62%). Sin los gastos no habituales que ahora comentaré el BPA crecería el 15%. Los márgenes bancarios caen: Intereses -4,7%, Bruto -15,3% y Neto -36,7%. Comisiones netas +8,1%. El ratio de eficiencia empeora (por los gastos extraordinarios por los problemas que ha tenido con la aplicación informática de la filial británica TSB, así que es algo temporal) hasta el 57,9% desde el 51% de hace un año. La tasa de morosidad baja bastante hasta el 4,5% desde el 5,4%, y es una bajada muy buena, que acerca ya bastante la morosidad a zonas normales. La cobertura de la morosidad sube hasta el 57% desde el 49% de hace un año, y aunque es algo baja ha mejorado en estos últimos 12 meses. Los problemas de Sabadell en 2018 están siendo 3: le está perjudicando el cambio de las divisas, ha tenido una pérdida extraordinaria por una gran venta de inmuebles, y ha tenido problemas en la migración de la aplicación informática de TSB. Todo son problemas temporales. Las divisas a veces benefician y a veces perjudican, como siempre. La gran venta de inmuebles que ha hecho le ha supuesto una pérdida relativamente pequeña a cambio de reducir muchísimo el riesgo inmobiliario y los costes a partir de ahora (estima una reducción de costes de 153 millones al año por esta gran venta de inmuebles), y el problema de TSB no se esperaba, pero ya está cubierto. En el último año los activos inmobiliarios problemáticos se han reducido un 55%, que es muchísimo, y las ventas ordinarias (excluyendo las ventas de grandes carteras) siguen reduciendo el volumen restante a buen ritmo. El CET 1 fully loaded sube al 11%, cumpliendo el objetivo para 2018. El valor contable por acción baja un poco a 2,25 euros. El dividendo a cuenta del ejercicio 2018 se pagará el 28-12-2018 y será de 0,02 euros, igual al de 2018.

 

2T2018: BPA 0,02 euros (-67%). Márgenes bancarios: Intereses =, Bruto -9% y Neto de explotación -28%. Comisiones netas +6%. El ratio de eficiencia empeora hasta el 57,1% desde el 51,3% de hace un año. La tasa de morosidad mejora mucho hasta el 4,7% desde el 5,5% de hace un año, y ya está en niveles relativamente normales. La cobertura de la morosidad sube mucho, hasta el 57% desde el 47% de hace un año. El CET 1 fully loaded queda en el 11%, cumpliendo el objetivo para final de 2018. El valor contable por acción baja un poco hasta los 2,23 euros. Los resultados del Banco Sabadell en 2018 están siendo bastante mejores de lo que parecen a simple vista, ya que sin los efectos no habituales que ha tenido el BPA crecería un 24%. Estos efectos no habituales han sido principalmente 2: un coste extra por problemas en la migración de los sistemas informáticos de la filial TSB, y unas pérdidas contables registradas por la eliminación de gran parte de su riesgo inmobiliario problemático con la venta de grandes carteras de activos problemáticos a fondos de inversión. Los problemas de TSB ya están resueltos, y la eliminación de gran parte de los activos inmobiliarios con problemas es un gran paso que le va a permitir mejorar su rentabilidad desde ya, aumentando el crecimiento del beneficio desde los próximos trimestres por encima del crecimiento que se esperaba a principios de 2018. Esta gran venta de activos inmobiliarios problemáticos es una gran operación, que mejora mucho y muy rápido las perspectivas del Sabadell. Y las ventas de inmuebles adjudicados a particulares han subido el 55% en el segundo trimestre de 2018, y se están vendiendo con ligeras ganancias.

 

 

1T2018: BPA 0,05 euros (+33%). Los márgenes bancarios caen: Intereses +1,9%, Bruto -5,8% y Neto de explotación -21% (porque en 2017 el resultado de operaciones financieras fue superior, y en 2018 ha tenido un gasto extraordinario en TSB por la implantación de los sistemas informáticos). Comisiones netas +6%. Ha tenido un coste extraordinario negativo por el retraso en la implantación de los sistemas informáticos en la filial británica TSB, y este efecto (sin TSB el BPA crecería un 58%) se irá diluyendo en los próximos trimestres. Los créditos a clientes caen el 0,7% y los depósitos de clientes suben el 3,2%. El ROE crece hasta el 7,2% y se va acercando al 10% al que debería llegar en un plazo relativamente corto de tiempo. El ratio de eficiencia empeora un poco hasta el 53,4% desde el 52,3% de hace un año. La tasa de morosidad baja bastante hasta el 5,14% desde el 5,86% de hace un año, y ya se acerca a niveles normales. La cobertura de la morosidad sube hasta el 56,6% desde el 48,9% de hace un año, y aunque aún es algo baja ha crecido bastante en los últimos 12 meses. El valor contable por acción se mantiene en 2,32 euros. El CET 1 fully loaded es del 12% (tiene exceso de capital). Sigue teniendo pequeñas ganancias en la venta de los activos adjudicados.

 

Banco Santander 4,61 0,2050(e) 4,45%(e) 0,47(e) 9,81(e) 5,94 0,78
+
x

4T2018: BPA 0,45 euros (+9%). Sin ajustar por los instrumentos de capital emitido el BPA es de 0,48 euros. El beneficio crece bastante en Europa continental, Latinoamérica y EEUU, y baja en el Reino Unido. Los préstamos a clientes aumentan el 4% y los depósitos de clientes suben el 0,4%, lo cual supone un crecimiento sano del negocio del banco. El ratio créditos / depósitos es del 113%, que es un nivel correcto. Los márgenes bancario apenas varían: Intereses +0,1%, Bruto +0,1% y Neto +0,7%. Comisiones netas -1%. A tipos de cambios constantes la subida de los márgenes es: Intereses (+9%), Bruto (+9%) y Neto (+11%), y la de las comisiones netas es del +9%. El ROE sube hasta el 9,2% desde el 7,1% de hace un año, y aunque sigue siendo un poco bajo, ya empieza a estar en zonas normales. El ratio de eficiencia mejora ligeramente hasta el 47% desde el 47,4% de hace un año, y es un buen nivel, aunque posiblemente lo mejorará. El CET 1 fully loaded sube hasta el 11,3% desde el 10,84% de hace un año, y supera el objetivo del 11% que tenía para el final de 2018. La tasa de morosidad ya cae por debajo del 4%, quedando en el 3,73% desde el 4,08% de hace un año. La cobertura de la morosidad es un poco baja, a pesar de subir hasta el 67% desde el 65% de hace un año. Los clientes vinculados aumentan el 15% y los digitales el 26%, lo cual mejorará la rentabilidad futura del banco. El riesgo inmobiliario ya es bastante bajo, porque le queda un riesgo neto de 4.700 millones, que es algo menos del 20% del margen neto de 2018. Y ya tiene acordada otra venta de inmuebles por 1.535 millones de euros a Cerberus que se firmará ya en 2019. El Santander está en medio de una optimización de sus sistemas informáticos (con tecnologías en la nube, robots, etc) que le debería llevar a obtener un ahorro de costes importante en los próximos años. Además de eso, la integración del Banco Popular se está realizando bien. A medio plazo (no lo precisa exactamente) quiere mantener el CET 1 fully loaded en el 11%-12% (ahora está en el 11,3%).

 

 

3T2018: BPA 0,33 euros (+4%). A tipos de cambio constantes el BPA sube el 18%. Las divisas han perjudicado bastante todas las cifras, que vamos a ver ahora. Los créditos a clientes se mantienen estables y los depósitos de clientes se reducen el 0,2%. Los márgenes bancarios bajan un poco: Intereses -1,6%, Bruto -1,2% y Neto de Explotación -1,7%. A tipos de cambio constantes: Intereses +8,3%, Bruto +9% y Neto de explotación +9,5%. Comisiones netas -1,4% (a tipos de cambio constantes +9,7%). El ROE sube hasta el 8,2% desde el 7,5% de hace un año, y ya va entrando en zonas más normales, aunque aún debe subir hasta alrededor del 10%. El ratio de eficiencia apenas empeora hasta el 46,9% desde el 46,7% de hace un año. El CET 1 fully loaded ya está por encima del 11%, en el 11,1%. La tasa de morosidad mejora hasta el 3,9% desde el 4,1% del final de 2017. No es una gran mejora, pero ya está entrando en zonas normales. La cobertura de la morosidad apenas sube hasta el 68% desde el 66% de hace un año, y aunque es algo baja es suficiente. La gran venta de inmuebles a Cerberus, que mejorará las cifras de morosidad, se cerrará a finales de 2018 ó principios de 2019. Los clientes vinculados aumentan el 19% y los clientes digitales crecen el 24%. A la hora de transformar esta tendencia en ahorro de costes va por detrás del BBVA, pero se acabará notando en unos menores costes permanentes en el futuro. 2018 va a ser buen año para el Santander, y en 2019 probablemente volverán a crecer los beneficios.

 

2T2018: BPA 0,22 euros (-7%) .Los créditos a clientes suben el 0,1% y los depósitos de clientes crecen el 1,3%. Los márgenes bancarios se mantienen estables: Intereses -0,5%, Bruto +0,3% y Neto de explotación -1,6%. Comisiones netas +2%. El ROE sube un poco hasta el 8,2%, y se va acercando al objetivo del 10%. El ratio de eficiencia empeora un poco hasta el 47,5% desde el 46,5% de hace un año. El CET 1 fully loaded es del 10,8%, aún un poco por debajo del objetivo del 11% para final de 2018. La tasa de morosidad mejora bastante, bajando hasta el 3,9% desde el 5,4% de hace un año. La cobertura de la morosidad sube ligeramente hasta el 69% desde el 68% de hace un año. En el último año los clientes vinculados aumentan el 17% (19,1 millones) y los clientes digitales crecen el 23% (28,3 millones). Ya ha empezado a utilizar el blockchain para algunas operaciones de comercio internacional de sus clientes. El Santander va mejor de lo que parece al ver el crecimiento del 1% en el BPA, ya que sin efectos no habituales (como las provisiones por el Banco Popular) y a tipos de cambio constantes el BPA crecería alrededor del 20%. Beneficio ordinario por países a tipos de cambio constantes: Brasil +28%, España +25%, Reino Unido -14%, Santander Consumer Finance +7%, México +13%, EEUU +54%, Chile +8%, Portugal -2%, Polonia +8%y Argentina +8%. Los activos inmobiliarios con problemas quedan en 5.100 millones de euros, un nivel relativamente bajo para el tamaño del Santander.

 

1T2018: BPA 0,12 euros (=). A tipos de cambio constantes el BPA crecería el 10%. Los créditos a clientes suben el 7,7% y los depósitos el 8,7%. Los márgenes bancarios de mantienen planos: Intereses +0,6%, Bruto +1% y Neto de Explotación -1,5%. Comisiones netas +3,9%. El ROE sube al 8,67%, y ya se acerca al 10% al que debería llegar en unos trimestres. El ratio de eficiencia mejora hasta el 47,4% desde el 49,4% del final de 2017. El CET 1 fully loaded ya es del 11%, el objetivo para el final de 2018, por lo que en 2019 ya pagará todo el dividendo en efectivo. La tasa de morosidad baja un poco hasta el 4,02% desde el 4,08% del final de 2017, y la cobertura de la morosidad sube al 70% desde el 65% en que estaba al acabar 2017. Los clientes vinculados crecen el 22% y los clientes digitales el 24%. El aumento de la participación en Santander Asset Management (había vendido un parte hace unos años, para cumplir más rápidamente los nuevos requisitos regulatorios) ya está haciendo subir el BPA. Ya ha cerrado la venta de casi todos los inmuebles del Banco Popular a Blackstone, por lo que el saldo neto de inmuebles adjudicados es de sólo 5.200 millones de euros, bastante poco para el tamaño del Banco Santander. Ya está utilizando la tecnología blockchain en procesos reales. La segunda parte del año será más favorable en la comparación con el BPA de 2017 porque en el segundo trimestre de 2017 ya existían las acciones que se emitieron en la ampliación de capital de 7.000 millones de euros que hizo en junio de 2017. Espera que en 2018 el BPA crezca algo más del 10%.

 

Bankia 2,41 0,1158 4,80% 0,23 10,48 4,27 0,56
+
x

En 2020 espera tener un BPA de alrededor de 0,45 euros y pagar un dividendo de alrededor de 0,22 euros.

 

 

Bankinter 7,35 0,2900(e) 3,95%(e) 0,59 12,46 4,99 1,47
+
x

 

4T2018: BPA 0,57 euros (+6%). Los márgenes bancarios tienen un buen crecimiento: Intereses +5,9%, Bruto +6,4% y Neto de explotación +6,5%. Comisiones netas +6,2%. La tasa de morosidad sigue mejorando, y ya es de sólo el 2,9% frente al 3,5% de hace un año. Aunque es un poco baja, la cobertura de la morosidad sube al 49% desde el 44% de hace un año. El ratio de eficiencia es del 51,7%, igual al de hace un año. El ROE sube hasta el 13,2% desde el 12,6% de hace un año. El CET 1 fully loaded sube al 11,75%, que es un nivel muy alto para Bankinter. El beneficio neto de la nueva filial en Portugal ha crecido un 92%, por las rápidas mejoras que está consiguiendo en la gestión. Los depósitos de clientes crecen un 9,5% y los créditos aumentan el 4%, con lo que el crecimiento de Bankinter se está logrando a la vez que se reduce el riego. El valor contable por acción sube a 4,99 euros. El beneficio neto de Línea Directa Aseguradora ha crecido el 5%. 2018 ha sido un buen año para Bankinter, y para 2019 de momento esperaría un crecimiento del BPA de alrededor del 5%.

 

3T2018: BPA 0,45 euros (+7%). El crecimiento de Bankinter está siendo algo menor al de años anteriores, pero muy sano. Los márgenes bancarios tienen un buen crecimiento: Intereses +6,7%, Bruto +7,5% y Neto de explotación +8,3%. Comisiones netas +6,2%. El crédito a clientes aumenta el 4,8% y los depósitos de clientes suben el 10,4%, lo cual es un crecimiento bueno y sano. La tasa de morosidad baja hasta el 3,2% desde el 3,7% de hace un año, quedando ya en un buen nivel. La cobertura de la morosidad sube hasta el 51% desde el 48% de hace un año, y aunque es un poco baja es suficiente en la situación actual. El ratio de eficiencia mejora ligeramente hasta el 51% desde el 51,4% de hace un año. El ROE sube al 13%, muy buen nivel. El CET 1 fully loaded es del 11,7%, por lo que Bankinter tiene exceso de capital. Bankinter Portugal ya está creciendo con fuerza, aumentando los créditos un 12% respecto a hace un año y el beneficio antes de impuestos un 75%. El valor contable por acción es de 4,95 euros. Línea Directa Aseguradora aumenta su beneficio neto un 11% y sigue teniendo un ratio combinado muy bajo (87,6%). En septiembre ha comprado el negocio de Evo Banco en España (supone aproximadamente un 6% del tamaño de Bankinter) y su filial de tarjetas en Irlanda (Avantcard). El negocio de EVO Banco lo integrará bien y le añadirá crecimiento. La filial de tarjetas en Irlanda es muy pequeña, pero si la ha comprado creo que es porque piensa hacer algo mayor en ese país, ya que en caso contrario no tendría sentido que Bankinter hubiera comprado una pequeña empresa en un país en el que no pensase crecer más. Así que creo que Bankinter hará más compras en Irlanda, para crear allí una filial, aumentando su diversificación internacional. Y tiene capacidad para hacer compras sin ampliar capital, por el exceso de capital que he comentado al hablar del ratio CET 1 fully loaded. 

 

2T2018: BPA 0,29 euros (+8%). El crédito a clientes crece el 5% y los depósitos de clientes aumentan el 7%, lo cual supone un crecimiento bueno y sano. Los márgenes bancarios también tienen un buen crecimiento: Intereses +7%, Bruto +9% y Neto de explotación +10%. Comisiones netas +7%. La tasa de morosidad mejora hasta el 3,3% desde el 3,7% de hace un año. La cobertura de la morosidad sigue siendo baja, aunque sube al 51% desde el 48% de hace un año. El ratio de eficiencia mejora hasta el 51,5% desde el 52,3% de hace un año. El ROE ya es del 13%, muy bueno. El CET 1 fully loaded es del 11,6%, muy alto. El valor contable por acción queda en 4,89 euros. El beneficio neto de Línea Directa crece el 15%, y su ratio combinado es del 88,5% (muy bueno). El crecimiento del beneficio de Bankinter se ha reducido respecto al que tenía en el primer trimestre de 2018 (+15%), pero sigue siendo muy bueno (+8%).

 

1T2018: BPA 0,16 euros (+15%). El crédito a clientes sube el 3,3% y los depósitos de clientes el 3,9%. Los márgenes bancarios tienen un crecimiento muy bueno: Intereses +9%, Bruto +9% y Neto de Explotación +10%. Comisiones netas +9%. La tasa de morosidad baja hasta el 3,4% desde el 3,9% de hace un año. La cobertura de la morosidad sube al 53% desde el 49% de un año antes, y aunque sigue siendo algo baja, es suficiente. El ratio de eficiencia mejora un poco hasta el 50,4% desde el 50,7% de hace un año. El ROE es del 13,3% (hace un año era del 12%), muy bueno. El CET 1 fully loaded es del 12%, por lo que tiene exceso de capital. El valor contable por acción queda en 4,91 euros. El beneficio neto de Línea Directa crece el 7% y su ratio combinado es del 87,9%.

Barón de Ley 105,00 0,0000 0,00% 5,55 18,92 64,66 1,62
x
Basf 74,16 3,2000 4,31% 5,12 14,48 38,17 1,94
x
Bayer 61,16 2,8000 4,58% 5,94 10,30 49,30 1,24
x
BBVA 5,59 0,2800(e) 5,01%(e) 0,70 7,99 7,12 0,79
+
x

4T2018: BPA ordinario 0,70 euros (=). BPA total 0,76 euros ajustado por instrumentos de capital (exigidos por la nueva regulación), y de 0,80 euros sin este ajuste. El extraordinario es por la venta de BBVA Chile.Las divisas han perjudicado bastante (sobre todo Turquía, y también Argentina), por lo que los resultados son mejor de lo que parecen a primera vista. Los márgenes bancarios caen algo: Intereses -1%. Bruto -6% y Neto de explotación -6%. Comisiones netas -1%. A tipos de cambio constantes los márgenes bancarios suben mucho: Intereses +11%, Bruto +4% y Neto +6%, y las comisiones netas crecen el 9%. Los créditos a clientes caen el 4% y los depósitos de clientes se mantiene estables, así que por este lado se reduce algo el riesgo del banco. El valor contable por acción sube un poco hasta 7,12 euros. El ratio de eficiencia es del 49,3%, muy similar al de hace un año. El CET 1 fully loaded sube al 11,3%, lo cual supera el objetivo que se había puesto del 11% y en teoría le permitiría devolver el payout al 50%, pagar dividendos extraordinarios y/o recomprar y amortizar acciones, pero como ha subido el objetivo de CET 1 fully loaded al 11,50%-12% para el final de 2019 en previsión de nuevos endurecimientos de la regulación, pues mantiene el payout en el 35%-40% para este 2018 y para 2019. El dividendo de 2018 sube a 0,26 euros, el 8,3% más que en 2017. La tasa de morosidad mejora hasta el 3,9% desde el 4,6% de hace un año, y entra ya en zonas normales. Y la cobertura de la morosidad mejora hasta el 73% desde el 65% de hace un año, que no es que sea muy alta pero es suficiente. En los últimos días de 2018 ha vendido una cartera de activos problemáticos que le va a generar un beneficio de aproximadamente 150 millones de euros después de impuestos (esta operación se reflejará ya en las cuentas de 2019). Los resultados del BBVA en 2018 han sido bastante buenos. La sorpresa negativa es que ha vuelto a elevar el objetivo de CET 1 fully loaded, ahora hasta el 11,5%-12% para el final de 2019. Si lo hubiera mantenido en el 11% ya en 2018 habría subido el payout al 50% (lo que habría supuesto un dividendo de 0,35 euros) y tendría exceso de dinero para pagar un dividendo extraordinario y/o recomprar y amortizar acciones.

 

 

3T2018: BPA ordinario 0,55 euros (+7%). A tipos de cambio constantes el BPA sube el 22%. BPA total 0,62 euros (+27%). El BPA extraordinario de 0,07 euros se debe a la venta de la filial BBVA Chile. Las divisas le han perjudicado bastante, y son el motivo del descenso en todas las cifras que ahora vamos a ver. A tipos de cambio constantes el BBVA está teniendo un buen crecimiento en 2018. Los préstamos caen un 8% y los depósitos se reducen el 6,9%. Los márgenes bancarios también se reducen por las divisas: Intereses -2,3%, Bruto -6,9% y Neto de explotación -6,8%. A tipos de cambio constantes los márgenes bancarios crecen bien: Intereses +10,2%, Bruto +4,3% y Neto de explotación +5,8%. Comisiones netas -1,4% (+9,4% a tipos de cambio constantes). El ROE sube hasta el 12,2%. El ratio de eficiencia se mantiene en el 49,6%. La tasa de morosidad baja hasta el 4,1% desde el 4,6% de hace un año, quedando ya casi en niveles normales. La cobertura de la morosidad sube del 72% de hace un año al 73% actual, un poco baja, pero suficiente. El CET 1 fully loaded sube al 11,3%, nivel que ya le permitiría recomprar y amortizar acciones, o pagar dividendos extraordinarios. Los clientes digitales crecen un 23% y los clientes móviles aumentan el 37%, lo cual ya se está notando en la reducción de costes, y se notará aún más en el futuro. En la filial turca, país que está pasando por un mal momento en 2018, el beneficio neto cae un 14% (a tipos de cambio constantes sube el 18%), y la tasa de morosidad sube hasta el 5,2% (algo alta) desde el 3,9% de hace un año. Debido al impago de préstamos en Turquía el BBVA está adquiriendo activos importantes, como una gran participación en la principal teleco turca, o alguo de los mejores complejos turísticos de Turquía. En el cuarto trimestre de 2018 espera cobrar la venta del 25% de Testa Inmobiliaria que acaba de acordar, por importe de 478 millones de euros. Creo que es una muy buena venta porque Testa tiene viviendas, y me parece muy buen momento para vender viviendas en España, ya que en el futuro deberían bajar de precio. La gran venta de inmuebles a Cerberus probablemente se refleje en las cuentas también en el cuarto trimestre. El valor contable por acción queda en 6,94 euros. 2018 está siendo un año muy bueno para el BBVA.

 

 

2T2018: BPA 0,37 euros (+15%). Los créditos a clientes bajan el 8% y los depósitos de clientes se reducen el 6,9%. Esta caída se debe a las divisas, igual que la de los márgenes bancarios: Intereses -2%, Bruto -5% y Neto de explotación -4%. Comisiones netas +2%. A tipos de cambio constantes el margen de intereses aumenta el 9%, el bruto sube el 5%, el neto crece el 7%, y las comisiones netas el 11%. El valor contable por acción baja un poco (también por las divisas) a los 6,89 euros. El ROE sube hasta el 11,7% desde el 9,7% de hace un año, y ya está en un nivel muy bueno. El ratio de eficiencia mejora muy poco hasta el 49,2% desde el 49,6% de hace un año. La tasa de morosidad baja hasta el 4,4% desde el 4,8% de hace un año, mientras que la cobertura de la morosidad se mantiene en el 71%. Sigue reduciendo a muy buen ritmo la morosidad. El CET 1 fully loaded baja un poco hasta el 10,8%, pero sigue siendo muy bueno. Si se tienen en cuenta la gran venta de inmuebles a Cerberus y la venta de la filial de Chile (sólo a falta de la formalización), el CET 1 fully loaded es del 11,4%, lo cual supone que le sobra capital (podría recomprar y amortizar acciones propias, por ejemplo). Los clientes digitales crecen el 26%, y los clientes móviles aumentan el 43%. Los resultados del BBVA son aún mejores de lo que parecen, porque a tipos de cambio constantes el BPA crecería el 30%.

 

 

1T2018: BPA 0,19 euros (+11%). A tipos de cambios constantes el BPA subiría el 22%. Los préstamos a clientes se reducen el 5% y los depósitos de clientes caen el 4% (en ambos casos la bajada es por la caída de varias divisas respecto al euro). Los márgenes bancarios caen algo: Intereses -0,8%, Bruto -4,5% y Neto de Explotación -4%. A tipos de cambio constantes los márgenes suben: Intereses +9,3%, Bruto +4,2% y Neto +5,1%. Comisiones neta +1,1% (a tipos de cambio constantes +9,8%). El valor contable por acción queda en 6,81 euros. El ROE ya es del 9,9%, señal de la normalización que ya está alcanzando el BBVA. El CET 1 fully loaded es del 10,9%, muy cerca del objetivo para 2018 del 11%. El ratio de eficiencia mejora hasta el 48,9% desde el 49,5% del final de 2017. La tasa de morosidad ya está en niveles relativamente normales, bajando hasta el 4,4% desde el 4,6% del final de 2017. La cobertura de la morosidad ha subido bastante en los últimos 3 meses, ya que queda en el 73% cuando al final del 2017 estaba en el 65%. Los clientes digitales crecen el 25% y los clientes móviles aumentan el 43%. Con el acuerdo que ha hecho con Cerberus para crear una inmobiliaria conjunta en la que BBVA tendrá el 20% (el otro 80% lo compra Cerberus) va a eliminar casi completamente su riesgo inmobiliario en cuanto se firme esta operación. En este momento creo que el BPA del BBVA en 2018 será de alrededor de 0,75-0,80 euros, y que pronto debería volver a tener un payout del 50% (lo que supondría un dividendo de alrededor de 0,37-0,40 euros, si lo hiciera ya en 2018). El crecimiento del BBVA ya está siendo muy sano y estable.

 

BHP Billiton 15,73 0,8300 4,06% 1,10 18,57 10,73 1,90
x
Biosearch 1,35 0,0000 0,00% 0,06 22,50 0,42 3,21
x
BME 25,22 1,5700 6,23% 1,63 15,47 4,77 5,29
+
x

Plan estratégico 2019-2021:

Partiendo de un BPA de 1,64 euros para 2018, espera aumentar el BPA hasta 2021 en un 6%-10% al año. 6% es la estimación si no hace compras de empresas, y 10% si las hace (que es lo más probable), en cuyo caso estima que el ratio deuda neta / EBITDA se mantendrá entre 1,5 y 2,5 veces. Este plan supone un cambio muy importante y en mi opinión muy positivo, ya que va a dar muchos servicios nuevos a muchos tipos de clientes (bancos, fondos de inversión, gestores, empresas, etc), “sustituyendo” a diferentes departamentos de todos estos clientes, con lo que conseguirá reducir los costes de todos ellos al hacer cada proceso 1 vez (BME) en lugar de decenas de veces (1 vez por cada banco, gestora de fondos, etc).

 

 

4T2018: BPA 1,64 euros (-11%). Ingresos -4,9%. Costes operativos +7,4%. EBITDA -11,3%. El MARF (Mercado Alternativo de Renta Fija) sigue siendo pequeño, aunque las emisiones han crecido un 60% respecto a 2017. Junto con la Bolsa Mexicana de Valores ha iniciado el negocio de la generación, distribución y venta de información sobre las Bolsas latinoamericanas. En 2018 han salido 5 empresas a Bolsa, 3 al MAB y 20 SOCIMIs. En renta variable el efectivo negociado ha caído el 10% y el número de negociaciones el 13%. Parte de esta caída se debe a las plataformas alternativas, y parte al descenso de volumen que se produce habitualmente cuando la Bolsa está baja. A principios de 2019 BME ha vuelto a hacer un cambio de tarifas para intentar recuperar una parte del volumen de negociación que le han quitado las plataformas alternativas. Contratos derivados negociados: Futuros índices -0,5%, Futuros acciones -7%, Opciones índices -2,8%, Opciones acciones -0,4%. En renta fija el volumen negociado ha caído el 5% y el número de operaciones ha bajado el 37%. El ratio de ingresos no ligados a volúmenes baja al 122% desde el 129% del final de 2017. El dividendo de 2018 va a ser de 1,57 euros, el 12% menos que en 2017. 2018 ha sido un malo año para BME (porque los volúmenes de contratación han sido bajos debido a la competencia de las plataformas alternativas y a que la Bolsa ha ido cayendo a lo largo de 2018). En 2019 se inicia el plan estratégico 2019-2021, así que iremos viendo cómo se concretan los nuevos servicios que espera dar BME. Además de eso, si la Bolsa sube los volúmenes de contratación deberían mejorar.

 

3T2018: BPA 1,22 euros (-13%). Ingresos -6,3%. Costes operativos +7,4%. EBITDA -13,4%. En lo que llevamos de 2018 han empezado a cotizar 14 SOCIMI, 1 empresa en el mercado continuo (Berkeley Energía) y 1 empresa en el MAB. El volumen de emisiones vivas en el MARF (Mercado Alternativo de Renta Fija) es un 31% superior a la de los 9 primeros meses de 2017, aunque sigue siendo pequeño. En renta variable cae el efectivo negociado un 7,8% y el número de negociaciones un 13,5% (en parte seguro por la caída de la Bolsa, y en parte probablemente por las plataformas alternativas). Ya se puede negociar en BME toda la deuda pública de 8 de los principales países de Europa (Alemania, Francia, Italia, etc). Los ingresos no ligados a volúmenes cubren el 124% de los costes, un poco menos que el 127% de hace un año. En 2019 espera lanzar los contratos de futuros (serán sin vencimiento) sobre divisas, inicialmente sobre 17 divisas. El 28-12-2018 pagará un segundo dividendo a cuenta de 0,60 euros, igual al de 2017.

 

2T2018: BPA 0,86 euros (-11%). Ingresos -6%. Costes operativos +6%. EBITDA -13%. En el mercado de renta fija de BME ya se puede contratar toda la deuda pública de Alemania, Francia, Holanda, Bélgica, Italia, Portugal, Austria e Irlanda. El saldo de deuda viva en el MARF (Mercado Alternativo de Renta Fija) es un 22% superior al de hace un año. Respecto al primer semestre de 2017, el volumen negociado en renta variable ha caído el 7% y el número de negociaciones se ha reducido el 12%. Los ingresos no ligados a volúmenes suponen el 125% de los costes. Los resultados de BME en 2018 están siendo malos, y creo que las causas son estas. Por un lado ha tenido algunos costes no habituales (indemnizaciones por despido principalmente) sin los cuales el BPA habría caído el 9%. En cuanto a la bajada de los ingresos creo que las causas pueden ser 2, probablemente: Una es la competencia de las plataformas alternativas, que le hayan podido reducir algo los ingresos. La otra es que en el primer semestre de 2017 el mercado estuvo en subida, y en el primer semestre de 2018 ha estado en bajada. Cuando el mercado sube los traders tienden a cerrar antes sus operaciones (para asegurar esas ganancias, y abrir otra operación nueva), mientras que cuando el mercado baja los traders tienden a alargar sus operaciones (esperando que una subida les permita vender sin perder). El 4 de octubre BME presentará su primer plan estratégico para los próximos años.

 

 

1T2018: BPA 0,46 euros (-3,6%). Ingresos -3%. Costes operativos +2,2%. EBITDA -5,8%. El MARF sigue teniendo un tamaño pequeño (2.900 millones de euros emitidos), pero es el 40% más que hace un año, por lo que está creciendo a un ritmo alto. En renta variable el volumen negociado cae el 7,8% y el número de negociaciones se reduce el 2,8%, respecto al primer trimestre de 2017. En marzo de 2018 ha modificado sus tarifas para intentar recuperar volúmenes de contratación, así que en próximos trimestres veremos si funciona esta medida. El ROE baja un poco hasta el 33,9% y el ratio de eficiencia empeora un poco hasta el 35,9%, aunque son cifras muy buenas en los dos casos. Los ingresos no ligados a volúmenes suponen el 128% de los costes, muy buena cifra. En este trimestre han salido a Bolsa Metrovacesa y Robot (esta en el MAB). En el mercado de derivados los contratos negociados crecen el 1,6% y las transacciones aumentan el 9,8%. A finales de 2018 lanzará los futuros sobre divisas.

 

BMW 77,75 3,5000 4,50% 10,81 7,19 87,46 0,89
x
Bodegas Riojanas 4,98 0,0000 0,00% -0,12 -41,50 3,81 1,31
x
BP 5,68 0,4000 5,42% 0,17 43,41 4,93 1,50
x
BT 2,30 0,1540 6,70% 0,20 11,50 1,03 2,23
x
Burberry 20,14 0,4130 2,05% 0,68 29,62 3,31 6,08
x
CAF 43,15 0,7650 1,77% 1,27 33,98 21,93 1,97
x
Caixabank 2,96 0,1700 5,74% 0,33 8,97 4,02 0,74
x
Carbures 0,29 0,0000 0,00% -0,15 -1,93 0,00
x
Catalana Occidente 34,05 0,8224 2,42% 2,93 11,62 23,86 1,43
x
Caterpillar 143,36 3,3600 2,34% 12,25(e) 11,70(e) 23,42 6,12
x
Cellnex 26,08 0,0950 0,36% -0,06 -434,67 2,06 12,66
x
CIE Automotive 25,38 0,5600 2,21% 1,88 13,50 5,27 4,82
x
Clínica Baviera 13,65 0,4800 3,52% 0,73 18,70 1,75 7,80
x
Coca Cola 47,48 1,6000(e) 3,37%(e) 1,50 31,65 3,95 12,02
x
Coemac 3,94 0,0000 0,00% -1,73 -2,28 -0,28 -14,07
x
Colgate 69,35 1,7100(e) 2,47%(e) 2,67 25,97 -0,11 -630,45
x
Colonial 9,40 0,2000 2,13% 1,03 9,13 9,47 0,99
x
Daimler 59,31 3,2500 5,48% 6,78 8,75 60,45 0,98
x
Danone 70,40 1,9000 2,70% 3,66 19,23 21,62 3,26
x
Deoleo 0,06 0,0000 0,00% -0,21 -0,29 0,03 2,00
x
Deutsche Telekom 14,89 0,7000 4,70% 0,45 33,09 6,49 2,29
x
DIA 0,65 0,0000 0,00% -0,48 -1,35 -0,27 -2,41
x
Duro Felguera 0,01 0,0000 0,00% 0,01 1,00 0,00
x
E.on 9,83 0,4300 4,37% 1,49 6,60 2,66 3,70
x
Ebro Foods 18,65 0,5700 3,06% 1,10(e) 16,95(e) 14,05 1,33
+
x

4T2018: BPA 0,92 euros (el 16% menos que el BPA ordinario de 1,10 euros que tuvo en 2017). Ventas +6%. EBITDA -13%. Las divisas han perjudicado algo a los resultados. La deuda neta sube el 36% hasta 705 millones de euros. Así que el ratio deuda neta / EBITDA sube a las 2,3 veces, que no es alto, pero sí superior al que ha tenido Ebro desde hace bastantes años. La deuda ha subido por la compra de la italiana Bertagni (pasta fresca, que es un nuevo negocio muy interesante para Ebro), por haber comprado más materias primas de las habituales (esperando que eso le mejore el margen de beneficios de los próximos trimestres) y por las inversiones de crecimiento que ha hecho en varias de sus fábricas, por lo que esta subida de la deuda debería traer mayor crecimiento de beneficios en el futuro. Los productos de arroz para microondas han tenido más éxito del que esperaba Ebro, y por eso ha iniciado una inversión de 70 millones de euros en la fábrica de La Rinconada para ampliar este negocio, que espera que entre en funcionamiento a finales de 2020. En EEUU ha conseguido subir los precios y mejorar el funcionamiento de la fábrica de microondas de Memphis, pero sigue teniendo los problemas de encarecimiento de sueldos por la situación de pleno empleo en EEUU (que a la larga será también mayor poder de compra de los clientes). En conjunto los márgenes de beneficios están empezando a mejorar ya en EEUU en el cuarto trimestre de 2018. La división de Pasta también ha caído (EBITDA -4%), pero menos que la de arroz (EBITDA -21%). 2018 ha sido un mal año para Ebro. Probablemente 2019 sea mejor, porque en EEUU ya están teniendo efecto positivo las subidas de precios (para compensar la subida de las materias primas), las fuertes compras de materias primas que ha hecho en 2018 le deberían ayudar a mejorar el margen de beneficios de los próximos trimestres, y las nuevas inversiones y compras irán aportando cada vez más. El dividendo de 2018 es de 0,57 euros, igual al de 2017.

 

 

3T2018: BPA 0,65 euros (-22%). Ingresos +5%. EBITDA -19%. Aunque las divisas han perjudicado un poco, el principal problema en 2018 está siendo la subida de costes en en EEUU. Los problemas de la división de arroz en EEUU son la subida de costes (tanto del arroz, como de los envases y embalajes), los daños que el huracán Harvey hizo en una fábrica (Freeport), subida de salarios por la situación de pleno empleo en EEUU, subida de los costes de transporte (por subida de petróleo y sueldos) y aumento de capacidad de la fábrica de Memphis para productos de microondas y congelados. En Europa y Tailandia también han subido los costes, aunque algo menos. La subida de las ventas y de las cuotas de mercado sólo ha podido compensar de forma parcial esa subida de costes. La división de pasta ha tenido problemas similares en EEUU en cuanto a la subida de costes por el petróleo, sueldos y embalajes. Además, el verano en Europa ha sido muy caluroso, y eso reduce el consumo de pasta. Está tomando medidas para compensar todas esas subidas de de costes, que espera que vayan teniendo efecto a lo largo de los próximos trimestres. La deuda neta sube el 40% en el año, hasta 719 millones de euros, y supone un ratio deuda neta / EBITDA de 2,4 veces. Es más alto que en las 1,4 veces del final de 2017. Parte del empeoramiento se debe a la bajada temporal del EBITDA por los problemas que hemos visto, y la subida de la deuda se debe a la compra de Bertagni, a otras inversiones menores, y a que ha hecho fuertes compras de materia prima (a precios que considera relativamente bajos), esperando que eso le reduzca los costes en los próximos trimestres. En el conjunto de 2018 Ebro espera tener un BPA de 0,96 euros, un 13% menos que el BPA ordinario de 1,10 euros de 2017.

 

2T2018: BPA 0,50 euros (-17%). Ventas +2%. EBITDA -17%. Aunque las divisas han perjudicado un poco, el principal motivo de la caída es la subida de los precios del arroz. La deuda sube un 42% desde el final de 2017 porque ha invertido bastante (compra de la italiana Bertagni, compras extraordinarias de materias primas en arroz y pasta por los precios, y otras inversiones de crecimiento superiores a las habituales en sus fábricas). La subida de costes en la división de arroz ha sido en parte por la situación general del sector, y en parte propios de la empresa. Esta subida de costes particular de Ebro se debe a mayores costes de los previstos en el lanzamiento de nuevos productos para microondas en Europa y EEUU, y en la ampliación de una fábrica en Thailandia, y ya está tomando medidas para reducirlos. Además, en EEUU la situación de pleno empleo sigue dificultando la contratación de nuevos empleados y subiendo los sueldos (lo cual tendrá un efecto positivo para la economía). También la subida del precio del petróleo ha encarecido el transporte de los productos en EEUU. En la división de pasta han crecido más las ventas de los productos menos rentables, y eso ha bajado algo el margen de beneficios. En resumen, en 2018 Ebro está teniendo bastantes problemas de diferentes tipos, pero son todos temporales, y pasarán antes o después.

 

1T2018: BPA 0,28 euros (-16%). Ventas -1%. EBITDA -16%. 2018 ha empezado mal porque se ha estrechado bastante el margen de beneficios de la división de Arroz, al haber subido mucho el precio del arroz como materia prima y no haber podido subir aún los precios de venta de sus productos a los clientes. Ebro espera poder empezar a subir estos precios en el segundo trimestre de 2018, por lo que hasta que no pasen unos meses no empezará a corregirse este problema. Otros problemas que le han hecho reducir su margen de beneficios han sido la subida del petróleo (por el transporte de sus productos), el encarecimiento de los costes de transporte por cambios en la ley, y la subida de los sueldos en EEUU por la situación de pleno empleo que ha generado la bajada de impuestos en aquel país. Todos estos problemas son temporales (los mayores sueldos también suponen mayor capacidad de gasto de los ciudadanos), y se irán corrigiendo con el tiempo. La deuda neta sube el 18% respecto al final de 2017, pero el ratio deuda neta / EBITDA sigue siendo bajo, de sólo 1,4 veces. La deuda ha subido por el pago de la compra de Bertagni, y por los problemas de subidas de precios con las materias primas, que le han llevado a comprar más de lo que pensaba, ya que espera más subidas de precios de la materia prima a corto plazo por las sequías que hay en distintas zonas (y que en el momento de presentar estos resultados parece que es un riesgo que ya ha desaparecido). El negocio de fresco ya supone el 12% de las ventas, y esto es bueno porque tiene mayores barreras de entrada y mayores márgenes de beneficios.

 

 

Elecnor 11,60 0,3000(e) 2,59%(e) 0,85 13,65 5,84 1,99
x
Enagás 24,95 1,6000(e) 6,41%(e) 1,87(e) 13,34(e) 11,16 2,24
+
x
Dividendos previstos por Enagás: 2019 (1,60 euros), 2020 (1,68 euros), 2021 (1,70 euros), 2022 (1,72 euros), y 2023 (1,74 euros).

 

4T2018: BPA 1,85 euros (+1%). Ingresos -3,1%. Gastos operativos +0,9%. EBITDA -4,5%. La deuda neta baja a 4.275 millones de euros, el 15% menos que al final de 2017. El ratio deuda neta / EBITDA es de 4 veces (contando los dividendos de las filiales en las que participa), que es bastante correcto para Enagás. El coste medio de la deuda es del 2,8%, muy similar al 2,7% del final de 2017. Ha vendido la participación que compró hace pocos meses en Swedegas, ganando 24,5 millones de euros. Ha comprado el 13% de DESFA (operador gasista griego) por 40,5 millones de euros. Del proyecto de TAP (gaseoducto del adriático) ha recibido 412 millones de euros (que había adelantado previamente) al cerrar la financiación a largo plazo del proyecto, lo cual ha ayudado mucho a la reducción de deuda que ha conseguido. Tal y como estaba previsto, el dividendo de 2018 es de 1,53 euros, un 5% más que el de 2017. Enagás ya está empezando a desarrollar proyectos reales de biometano e hidrógeno.

 

3T2018: BPA 1,36 euros (+1%). Teniendo en cuenta la revalorización contable de GNL Quintero que expliqué el trimestre pasado, el BPA caería el 13%. Ingresos -0,9%. Gastos operativos -1,9%. EBITDA +1,3%. La deuda neta se reduce el 7% desde el final de 2017, quedando en 4.659 millones de euros, con lo que el ratio deuda neta / EBITDA baja hasta las 4,3 veces desde las 4,4 veces del final de 2017. El coste medio de la deuda se mantiene en el 2,7%, muy bajo. En estos 9 primeros meses de 2018 las inversiones son un 40% inferiores a las de los 9 primeros meses de 2017. La demanda de gas en España ha crecido un 1,7% estos 9 meses. Ha vendido el 50% que tenía en el operador sueco de gas Swedegas (el equivalente a Enagás en Suecia). Con esta venta ha obtenido una buena rentabilidad (10% anual, después de impuestos), pero era una inversión interesante a largo plazo, ya que la idea era ir creando una red europea de gas. Supongo que el motivo de la venta será que ha encontrado otra inversión que le parece más interesante, pero no contaba con que vendiera esta empresa poco después de haberla comprado.

 

2T2018: BPA 0,92 euros (+1%). Teniendo en cuenta el efecto extraordinario que tuvo en 2017 por la revalorización contable (que no supuso entrada de dinero en la empresa) que tuvo en GNL Quintero, estos 0,92 euros son un 18% menos que en el primer semestre de 2017, pero la cifra que mejor representa la marcha del negocio de Enagás es el +1% que he puesto en primer lugar. Ingresos -0,7%. Gastos operativos -1,1%. EBITDA +1,7%. La deuda neta cae hasta 4.554 millones de euros, el 9% menos que al final de 2017. Con esto el ratio deuda neta / EBITDA baja de 4,9 veces a 4,2. El coste medio de la deuda se mantiene en el 2,7%. La demanda de gas natural en España ha subido un 5,9% en el primer semestre de 2018, y un 7,8% sin tener en cuenta la demanda de gas para generación de electricidad, que ha bajado por la mayor generación con renovables. Esto no afecta directamente a los resultados de Enagás, pero es un dato importante para conocer la situación general de la economía, y es un buen dato.

 

1T2018: BPA 0,43 euros (+1%). Este BPA de 0,43 euros es un 1% más que el BPA ordinario del primer trimestre de 2017. Es un 33% inferior al BPA total del primer trimestre de 2017 por la mayor participación que tuvo de forma temporal durante unos meses en la planta de regasificación de GNL Quintero. Ingresos -0,1%. Gastos operativos (-7,3%, en parte por calendario de cobros y pagos, pero también porque está reduciendo los costes y mejorando la eficiencia). EBITDA +3,5%. Ya en el segundo trimestre ha conseguido comprar el 13% del transportista griego de gas natural (DESFA), que es su empresa equivalente en ese país, en el proceso de privatización que se ha llevado a cabo. Este 13% de DESFA le va a costar unos 45 millones de euros, que es una inversión relativamente pequeña. Aunque Grecia no es un país muy estable, esta inversión sí debería serlo. Y como suele ser habitual en las empresas públicas que se privatizan, es de esperar que el potencial de mejora de la eficiencia, y por tanto de la rentabilidad, de DESFA sea importante. La demanda de gas natural en España ha sido un 5,2% superior a la de hace un año. La deuda neta baja hasta 4.791 millones de euros(-4,3%), que suponen un ratio deuda neta / EBITDA de 4,3 veces, algo alto pero razonable para Enagás. El gaseoducto del Adriático ya está construido en un 70%, según lo previsto, y empezará a funcionar a principios de 2020.

 

Ence 5,34 0,2630 4,93% 0,52 10,27 2,76 1,93
+
x
Previsiones Ence:
 
2019: BPA 0.61 euros. Dividendo 0.305 euros
2020: BPA 0.81 euros. Dividendo 0.405 euros
2021: BPA 0.89 euros. Dividendo 0.445 euros
2022: BPA 0.97 euros. Dividendo 0.485 euros
2023: BPA 1.10 euros. Dividendo 0.55 euros
Endesa 21,92 1,5700(e) 7,16%(e) 1,57(e) 13,96(e) 8,54 2,57
+
x

Dividendos previstos por Endesa: 2019 (1,57 euros).

 

4T2018: BPA 1,34 euros (-3%). Ingresos +1%. Costes de explotación +1,6%. EBITDA +2%. Generación de electricidad -5,7%. Capacidad instalada de generación de electricidad -0,1% (ha cerrado un poco de carbón y sigue creciendo en renovables). Ventas de electricidad -7,1%. Clientes de electricidad -0,9%. Energía distribuida -0,8%. Kilómetros de redes +0,6%. Ventas de gas +8,6%. Clientes de gas +2,8%. El margen de beneficios ha aumentado por el menor coste de las compras de energía y de combustibles. La deuda neta crece el 16% desde el final de 2017 hasta 5.770 millones de euros, pero el ratio deuda neta / EBITDA sigue muy bajo, en 1,6 veces. El coste medio de la deuda baja al 1,9% desde el 2,1% de 2017, que ya era muy bajo. La compra más importante de 2018 ha sido la de una empresa de comercialización y distribución de electricidad en Ceuta por 85 millones de euros. 2018 ha sido un mejor de lo que había previsto la propia Endesa. El dividendo de 2018 es de 1,427 euros, un 3% más que en 2017, y es algo superior al BPA de 1,34 porque haciendo algunos ajustes con elementos “no habituales” Endesa calcula un BPA ajustado de 1,43 euros, que es lo que paga como dividendo (payout del 100%).

 

3T2018: BPA 1,13 euros (+10%). Ingresos +3,6%. Costes de explotación +2,7% (los costes fijos sólo aumentan el 1,2%, por las mejoras de eficiencia que está consiguiendo Endesa). EBITDA +9,5%. Electricidad generada -4,6%. Capacidad instalada de generación de electricidad +0,4%. Ventas de electricidad -6,1%. Clientes de electricidad -0,9%. Ventas de gas +4,2%. Clientes de gas +2,2%. Las mejores condiciones de lluvia y viento han aumentado la producción hidráulica y eólica, y por tanto han reducido las compras de combustibles, aumentando todo ello el margen de beneficios. En 2017 tuvo un cobro “no habitual”, por recuperación de importes pagados de más por el Bono Social en 2015 y 2016, por lo que sin este efecto el BPA de 2018 crecería algo más. La evolución de los costes fijos es incluso algo mejor de lo que parece porque sin algunos costes no habituales los costes de personal se reducen, así que la tendencia para los próximos será ligeramente a la baja. Sigue con los trámites burocráticos y los trabajos de construcción para ir aumentando su capacidad eólica en los próximos trimestres. La deuda neta queda en 6.640 millones de euros, el 33% más que al final de 2017, con lo que el ratio deuda neta / EBITDA sube a 1,9 veces (aún bastante inferior al del resto de eléctricas).

 

 

2T2018: BPA 0,71 euros (+15%). Ingresos -1%. Costes de explotación -2,4%. EBITDA +12%. Siguen favoreciendo mucho las condiciones de viento y agua (generación hidroeléctrica y eólica), que están ahorrando bastante consumo de combustibles (carbón y gas). Por eso mejoran mucho el BPA y el EBITDA a la vez que bajan los ingresos. Electricidad generada -7,5%. Capacidad instalada de generación de electricidad +0,4%. Clientes de electricidad -0,4%. Ventas de electricidad -6%. Clientes de gas +0,1%. Ventas de gas +8%. La deuda neta es un 20% superior a la del final de 2017, quedando en 5.956 millones de euros. Ha hecho inversiones por 485 millones de euros, el 47% más que en el primer semestre de 2017. Ha comprado una empresa de instalaciones renovables (Gestinver) por 170 millones de euros, y probablemente en el tercer trimestre cierre la compra de una empresa de comercialización en Ceuta con 30.000 clientes por 83 millones de euros. Acaba de poner en marcha una instalación piloto de almacenamiento de electricidad a gran escala, para hacer más eficientes las instalaciones renovables. Los resultados de Endesa siguen siendo muy buenos (ya se sabía que no iba a mantener el crecimiento del 47% del primer trimestres, por las razones que expliqué el trimestre pasado). En este momento creo que Endesa lleva camino de aumentar su BPA alrededor de un 5%-10% en 2018.

 

1T2018: BPA 0,35 euros (+47%). 2018 ha empezado muy bien para Endesa y probablemente va a ser un buen año, pero hay que tener en cuenta que el primer trimestre de 2017 fue especialmente malo (el BPA cayó el 26%), por lo que no es esperable que el BPA en todo 2018 se acerque siquiera al crecimiento del 47% de este primer trimestre. Ingresos -1%. EBITDA +25%. Producción de electricidad -2,5%. Capacidad instalada de generación -0,1%. Ventas de electricidad -0,7%. Clientes de electricidad -0,5%. Ventas de gas +3,9%. Clientes de gas +1,1%. Le ha mejorado mucho el margen de beneficios por el menor consumo de combustibles y por la bajada del precio de electricidad en los mercados mayoristas (que ha comprado para vender a sus clientes) que han supuesto las mejores condiciones de viento e hidraulicidad. Además de eso, los costes fijos se han mantenido estables (con la inflación subiendo) porque sigue mejorando la eficiencia. Los costes de explotación totales bajan el 4,5% (por el menor consumo de combustibles y el menor precio de la electricidad en el mercado mayorista, que ya he comentado). La demanda de electricidad en España está aumentando el 2% en 2018, y la de gas el 6,5%. La deuda neta es de 6.047 millones de euros, el 21% más que al final de 2017, pero sigue siendo una deuda baja (ratio deuda neta / EBITDA de 1,6 veces). El coste medio de la deuda es bajísimo, quedando en el 2,1% desde el 2,4% en que estaba hace un año. Ha invertido 165 millones, el 26% más que en el primer trimestre de 2017.

 

 

Engie 13,34 0,7000 5,25% 0,58 23,00 15,05 0,89
x
Ercros 3,16 0,0600 1,90% 0,42 7,52 2,53 1,25
x
Europac 16,80 0,3180 1,89% 0,79 21,27 4,15 4,05
x
FAES 3,97 0,0200 0,50% 0,19 20,89 1,33 2,98
x
FCC 11,76 0,2000(e) 1,70%(e) 0,66 17,82 4,45 2,64
+
x

4T2018: BPA 0,66 euros (+113%). Ha mejorado bastante el negocio en sí, y además se ha reducido mucho el pago de los intereses de la deuda (el 23%). Cifra de negocios +3%. EBITDA +6%. El margen EBITDA / Ventas está en el 14,4%, un nivel históricamente muy alto para FCC, y que da idea de la mejora de eficiencia que ha conseguido en estos años (sólo en 2018 los gastos de estructura se han reducido en un 6,1%). Cartera de proyectos -1,4% (Medioambiente -4,7%, Agua -0,9% y Construcción +5%). La deuda neta baja un 25% desde el final de 2017 hasta 2.691 millones de euros, con lo que el ratio deuda neta / EBITDA es de 3,1 veces, y ya está por debajo de las 4 veces que eran el límite máximo establecido por los bancos acreedores para que pudiera volver a pagar dividendo. En esta reducción de deuda ya están cobrados los 1.024 millones de euros por la venta del 49% de la filial de agua Aqualia. En diciembre inició la explotación de 2 plantas en el Reino Unido (Edimburgo y Midlothian) para tratamiento de residuos y generación de electricidad, y a mediados de 2019 entrará en funcionamiento otra planta de generación de biometano con residuos en Vitoria. Ingresos por áreas geográficas: España +2,3%, Reino Unido -0,3%, Oriente Medio y África -3,3%, Resto de Europa y Otros +22%, Latinoamérica +2,7%, Chequia +5,5% y EEUU y Canadá +14,9%. EBITDA por divisiones: Medioambiente +3,7%, Agua +2,5%, Construcción -7,6% y Cemento +22,7%. Medioambiente y Agua, las más estables, suponen el 80% del EBITDA. En 2019 el BPA de FCC debe mejorar más, porque el negocio en sí está creciendo, porque se seguirán reduciendo los costes con las medidas ya tomadas y otras nuevas, y porque los gastos de la deuda van a bajar mucho respecto a 2018 (en 2018 ha tenido algún gasto no habitual por la reestructuración de la deuda, que ya no tendrá en 2019, y además bajará el pago de intereses por la importante reducción de deuda que ha conseguido en la última parte de 2018 con el cobro de la venta del 49% de Aqualia). Aunque en contra estará también que ya no tiene el 100% de Aqualia, sino sólo el 51%. En el momento de presentar estos resultados no ha dicho nada sobre el pago de dividendo con cargo a 2018, pero ya cumple las condiciones para hacerlo, por lo que en los próximos meses dirá si vuelve a pagar dividendo ya con cargo a 2018.

 

 

3T2018: BPA 0,46 euros (+15%). Ha tenido que hacer un apunte contable de -59 millones de euros (unos 0,12 euros a nivel de BPA) por la refinanciación de la deuda que ha hecho. Esto 59 millones son sólo un apunte contable, no es dinero que salga de la caja, y la refinanciación le está haciendo pagar desde ya menos intereses, así que el negocio ordinario va aún mejor de lo que indica esa subida del 15% en el BPA. Ventas +2,2%. EBITDA +8,1%. El mayor crecimiento del EBITDA respecto a las Ventas se debe a las mejoras de la eficiencia que sigue consiguiendo, y la mayor subida del BPA respecto al EBITDA se debe al importante ahorro de intereses que se sigue produciendo. Cartera de proyectos +0,5% (aún no está incluido el reciente contrato para la ampliación del aeropuerto de Lima, que es importante). La deuda neta se reduce el 22% desde el final de 2017, hasta los 2.796 millones de euros. A finales de este tercer trimestre de 2018 ya cobró los 1.024 millones de euros por la venta del 49% de Aqualia, y ha utilizado 800 millones de euros para reducir la deuda, y el resto lo usará para diversos fines. Ingresos por áreas geográficas: España +1,5%, Reino Unido -2,7%, Oriente Medio y África -0,6%, Resto de Europa y Otros +12,4%, Latinoamérica +3,8%, Chequia +7,2% y EEUU y Canadá +25,7%. EBITDA por divisiones: Medioambiente +6%, Agua +2,5%, Construcción -14,3% (han acabado obras importantes, y las que las sustituyen están empezando), Cemento +27,1%.

 

2T2018: BPA 0,40 euros (+169%). Ingresos +2%. EBITDA +12%. Cartera de proyectos +2,4%. La deuda neta es un 7% superior a la del final de 2017, quedando en 3.839 millones de euros. Aún no están cobrados los 1.024 millones de la venta del 49% de Aqualia. FCC ya está haciendo inversiones para crecer. En junio ha hecho una nueva refinanciación de deuda, en este caso en la filial de gestión de residuos en el Reino Unido, que le permitirá una bajada adicional de intereses y por tanto un incremento adicional de los beneficios. En este primer semestre de 2018 el pago de intereses ha bajado un 45%, y precisamente esto es lo que hace que haya tanta diferencia entre el crecimiento del EBITDA y del BPA. También ayuda mucho al crecimiento del BPA el mucho mejor comportamiento de filiales que no se reflejan en el EBITDA. EBITDA por divisiones: Medio ambiente +9%, Agua +3%, Construcción +13%, Cemento +32%. El BPA de FCC en 2018 probablemente esté entre 0,60 y 0,80 euros.

 

1T2018: BPA 0,13 euros (+135%). Ingresos -0,8% (a tipos de cambio constantes suben el 1,9%). EBITDA +15%. Cartera de proyectos +1%. La deuda neta sube el 5,6% desde el final de 2017 y queda en 3.781 millones de euros. En marzo ha vendido el 49% de su filial de Agua (Aqualia) por 1.024 millones de euros, pero aún no ha cobrado este importe (que dedicará principalmente a reducir la deuda más rápidamente). La deuda sube porque es habitual que lo haga en los 6 primeros meses de cada año (por el calendario de cobros y pagos), y porque en enero pagó la compra del 49% que le faltaba de su filial checa de Agua (92,5 millones de euros), con lo que vuelve a tener el 100% de esta filial (que lógicamente es un buen negocio, y estable). Como prueba de la transformación que está consiguiendo FCC, el margen EBITDA / Ventas sube hasta el 15%, que es un nivel que no había alcanzado nunca antes FCC (ni siquiera antes de la crisis), lo cual da idea del trabajo que se ha hecho en los últimos años para mejorar la rentabilidad de la empresa, y que ahora empieza a verse. El gasto financiero cae un 30%, gracias a la refinanciación que hizo a mediados de 2017. EBITDA por divisiones: Medio Ambiente +11%, Agua +1%, Construcción +4%, Cemento +36%. En este momento es difícil hacer una estimación de cuál puede ser el BPA de FCC en 2018, pero este 135% de crecimiento es un crecimiento sano, sin extraordinarios ni “no habituales”.

Ferrovial 20,99 0,7200 3,43% 0,55 38,16 6,19 3,39
+
x

4T2018: El resultado neto es una pérdida de 448 millones de euros, principalmente por la provisión de 774 millones de euros que ha hecho en la filial de Servicios británica Amey, para preparar a toda esta división para su venta, como ahora comentaré. Ventas +6%. EBITDA +2%. EBITDA por divisiones: Autopistas +9%, Aeropuertos +4% y Construcción -8%. Estas cifras de Ventas y EBITDA incluyen la participación proporcional en las distintas concesiones de Ferrovial. Los dividendos cobrados de sus concesiones han sido de 0,85 euros por acción (+13%). Este es el dato del que depende principalmente el dividendo que paga Ferrovial. La deuda neta sube el 6% desde el final de 2017, hasta 3.664 millones de euros, por los nuevos proyectos de crecimiento. En Autopistas crece el tráfico en las principales concesiones. La autopista de Dallas que abrió en julio de 2018 (NTE35W) está teniendo un buen inicio. El tráfico crece en las autopistas de los 5 países principales (Canadá, EEUU, España, Portugal e Irlanda). También han subido las tarifas en la mayoría de las autopistas principales. En 2019 pondrá en funcionamiento nuevas autopistas . En diciembre ha vendido las participaciones que le quedaban en las autopistas griegas Central Greece e Ionian Roads por 85 millones de euros, consiguiendo una plusvalía de 80 millones de euros después de impuestos. En Aeropuertos ha subido el tráfico en Heathrow (+2,7%) y ha bajado en los aeropuertos regionales del Reino Unido (-2,4%). En Construcción han aumentado las ventas (porque se han iniciado grandes proyectos en EEUU), pero se ha reducido el margen de beneficios (por mayores costes de materiales y de mano de obra, sobre todo en Polonia). Cartera de Construcción -1,6%. Ya es oficial que Ferrovial tiene a la venta su división de Servicios entera. El dinero que consiga por esta venta lo utilizará en aumentar más la división de Infraestructuras, y aún pareciéndome bien que mantuviera la división de Servicios creo que con su venta va a ganar en estabilidad y crecimiento a la vez, por lo que me parece una buena decisión, ya que con esta venta van a aumentar más los dividendos que cobra de sus concesiones (esos 0,85 euros por acción de 2018). El dividendo de 2018 va a ser de 0,72 euros, igual al de 2017.

 

 

3T2018: BPA 0,08 euros (-85%). En este tercer trimestre el resultado ya entra en positivo. Ventas (-1%). EBITDA (-52%). La principal causa de la caída del EBITDA son los problemas en el contrato de Birmingham que expliqué en trimestres anteriores, aunque sin este efecto el EBITDA seguiría cayendo un 13% (menos que en el segundo trimestre). Los dividendos cobrados de sus concesiones (que es de lo que depende el dividendo de Ferrovial) suben a 0,58 euros (+17%). En julio de 2018 ha inaugurado con 3 meses de adelanto una nueva autopista en Dallas (NTE35W), que apenas ha dado ingresos aún, lógicamente, pero los dará a partir de ahora. A finales de 2018 espera abrir otra autopista en EEUU (la I-77). La deuda neta sube un 11,9% desde el final de 2017, hasta 3.875 millones de euros. Cartera de Construcción +3%. Cartera de Servicios -0,2%. Crece bien el tráfico en Autopistas y Aeropuertos. Construcción sigue con un margen de beneficios bajo (que Ferrovial espera que suba en los próximos trimestres) y su EBITDA cae el 34%. Servicios sigue siendo la peor división en 2018 por los problemas del contrato de Birmimgham, y otros problemas menores en Reino Unido, y también en Australia. Ferrovial está estudiando la venta de esta división (por unos 3.000 millones de euros) para enfocarse más en Autopistas y Aeropuertos, lo cuál le daría mayor estabilidad al conjunto de la empresa.

 

2T2018: Ventas -2%. EBITDA ordinario (sin la provisión de Birmimgham) -17%. La pérdida de 161 millones del primer trimestre por la provisión por el contrato con el Ayuntamiento de Birmimgham se reduce a una pérdida de 72 millones al final del segundo trimestre de 2018. Cartera de Construcción -1%. Cartera de Servicios -1%. El margen de beneficios en Construcción ha seguido siendo bajo este trimestre (se espera que se recupere en el futuro). La deuda neta sube un 13% desde el final de 2017, hasta 3.909 millones de euros, por las mayores inversiones. La autopista NTE35 en EEUU se ha abierto 3 meses antes de lo previsto. A finales de 2018 tiene previsto abrir otra autopista en EEUU, la I-77. El tráfico sigue creciendo a buen ritmo en Autopistas y Aeropuertos. En resumen, Ferrovial está teniendo problemas en 2018 en sus divisiones más cíclicas (Construcción y Servicios), pero las más estables (Autopistas y Aeropuertos) están creciendo a buen ritmo, ya que los dividendos cobrados de sus concesiones aumentan un 19%.

 

1T2018: Ventas -6%. EBITDA ordinario -15%. Ha tenido que hacer una provisión de 237 millones de euros por el contrato con el Ayuntamiento de Birmimgham, y eso le ha hecho tener pérdidas en este primer trimestre de 2018, con un resultado neto de -161 millones de euros. Además de este problema en Birmingham el margen de beneficios de Construcción ha bajado bastante, pero de forma temporal por la fase en la que están algunos proyectos importantes, y los cambios de las divisas han perjudicado (por la caída del dólar y otras monedas respecto al euro). Tanto la división de Autopistas como la de Aeropuertos (que son de las que depende principalmente el dividendo de Ferrovial) han tenido un crecimiento muy bueno en cuanto a tráfico, tarifas y dividendos pagados a Ferrovial. Y eso que el invierno ha sido duro y ha reducido mucho los tráficos algunos días por temporales de lluvia y nieve en varios países. La Cartera de proyectos baja el 3,5% respecto al final de 2017. La deuda neta queda en 3.647 millones de euros, el 5,3% más que al final de 2017. Ha comprado un 3,6% adicional de la autopista estadounidense LBJ, y ya tiene el 54,6%. Debido al problema de Birmingham 2018 va a ser un mal año para Ferrovial en cuanto al resultado neto (salvo que tuviera algún extraordinario positivo inesperado en este momento), pero los dividendos de sus concesiones van muy bien, por lo que lo más probable es que el dividendo de 2018 sea similar al de 2017.

 

Fluidra 10,08 0,0000 0,00% -0,18 -56,00 7,32 1,38
x
Gamesa 15,47 0,0000 0,00% 0,10 154,70 8,70 1,78
x
General Electric 9,35 0,0400(e) 0,43%(e) -2,62 -3,57 3,56 2,63
x
General Mills 51,72 1,9600 3,79% 3,64 14,21 10,49 4,93
x
Gestamp 5,88 0,1400(e) 2,38%(e) 0,45 13,07 3,04 1,93
x
Grifols 24,04 0,3840 1,60% 0,87 27,63 6,15 3,91
x
Henkel 82,70 1,8300 2,21% 5,28 15,66 38,85 2,13
x
Iberdrola 7,78 0,3600(e) 4,63%(e) 0,49(e) 15,88(e) 5,86 1,33
+
x

Plan Estratégico 2018-2022

 

 

Previsiones de Iberdrola. 2019: Dividendo de 0,36 euros. 2020: Dividendo de 0,37 euros. 2021: Dividendo de 0,385 euros. 2022: Deuda neta de 37.400 millones de euros, Deuda neta / EBITDA inferior a 3,1 veces, BPA de 0,59-0,63 euros, y dividendo de al menos 0,40 euros.

 

4T2018: BPA 0,47 euros (+7%). Ventas +12%. Gasto operativo -0,4%. EBITDA +28%. Ha aumentado el margen de beneficios porque en España ha subido la producción hidroeléctrica y ha bajado la de carbón (la eólica y otras han sido similares a las de 2017). Además han subido las tarifas en EEUU y Brasil, la regulación en Reino Unido se va normalizando, y sigue aumentando la capacidad de generación renovable. Las divisas han perjudicado algo. EEUU, Reino Unido y Brasil. Electricidad distribuida +1,4%. Gas distribuido +8,8%. Puntos de suministro (clientes) gestionados Electricidad +1% y gas +1,5%. Producción electricidad +5,9%. Capacidad instalada de generación de electricidad -2,1% (por la rotación de generación fósil por renovable que está haciendo). En Reino Unido ha vendido sus centrales hidroeléctricas (que allí tienen una mala regulación) y de gas, con lo que pasa a ser la primera eléctrica 100% renovable del Reino Unido. Ha puesto en servicio un cable submarino de 2.000 MW entre Escocia y Gales. En España ya ha finalizado la instalación de contadores inteligentes (10,8 millones), lo cual supone menos gastos y mayores ingresos por nuevos servicios a partir de ahora. En Brasil se está realizando bien la fusión de las Elektro y Neoenergía. La deuda neta sube el 4% hasta 34.199 millones de euros, pero el ratio deuda neta / EBITDA baja a 3,7 veces. La subida de la deuda es porque está invirtiendo bastante (sobre todo en renovables y redes) en crecimiento futuro. El ROE sube al 8,4%, y aún tiene potencial para subir algo más. El dividendo sube a 0,351 euros (+7,7%).

 

 

3T2018: BPA 0,34 euros (-13%). En 2017 tuvo como efectos positivos las revalorizaciones contables por la fusión de Gamesa con Siemens (y el dividendo extraordinario) y por la reorganización de las filiales en Brasil. Sin efectos no habituales ni en 2017 ni en 2018 el BPA crecería el 38%, por lo que está siendo un año muy bueno para Iberdrola. Ventas +20%. EBITDA +22%. Las mayores lluvias están mejorando mucho la producción hidráulica, y por tanto la rentabilidad de Iberdrola. Además de eso, la producción eólica ha sido algo mejor, han subido las tarifas en EEUU, México y Brasil, y en el Reino Unido las condiciones del mercado han vuelto a la normalidad tras el empeoramiento temporal que tuvieron. También continúa reduciendo los gastos fijos, y lo seguirá haciendo por los planes de reducción de costes que está desarrollando. Electricidad distribuida +1,8%. Gas distribuido +8,7%. Clientes de electricidad -0,8%. Clientes de gas +1%. Producción de electricidad +6,9%. Capacidad instalada de generación de electricidad +1,9%. La deuda neta sube el 6% desde el final de 2017, quedando en 34.801 millones de euros, porque está haciendo inversiones importantes (3.645 millones de euros en lo que llevamos de 2018, principalmente en redes, eólica marina, y otras renovables). Gracias a que el EBITDA ha subido más el ratio deuda neta / EBITDA baja hasta las 3,9 veces, que es un poco alto. El coste medio de la deuda ha subido algo hasta el 3,4%, pero sigue siendo bajo. El ROE está en el 7%, por lo que Iberdrola aún tiene margen para mejorar su rentabilidad. Este tercer trimestre de 2018 ha sido incluso algo mejor que los 2 primeros. Ya en el cuarto trimestre ha vendido sus activos de generación tradicional en el Reino Unido (por 800 millones de euros), pasando a ser la primera eléctrica 100% de energías de renovables del Reino Unido. En enero de 2019 pagará el dividendo a cuenta de 2018, que será de 0,15 euros, el 7% más que en 2017.

 

2T2018: BPA 0,23 euros (-7%). Sin tener en cuenta efectos contables no habituales en 2017 (como la fusión de Siemens Gamesa) el negocio ordinario mejora, creciendo el BPA un 27% sin estos efectos no habituales. Ventas (+18%). EBITDA (+17%). Clientes electricidad -0,8%. Clientes gas -0,7%. Producción electricidad +6,5%. Capacidad instalada de generación de electricidad +2,3%. Energía eléctrica distribuida +1,1%. Gas distribuido +8,4%. La deuda neta queda en 34.068 millones de euros, el 4% más que hace un año. Continúan las buenas condiciones de viento y lluvia en 2017, y es una de las principales causas de que crezcan tanto el EBITDA y el BPA sin los efectos no habituales. Han subido las tarifas en EEUU y Brasil. También está reduciendo los gastos, lo que supone una mejora permanente del margen de beneficios para los próximos años. El parque eólico marino de Wikinger (350 MW en Alemania) ya está funcionando. 2018 está siendo un buen año para Iberdrola, y está haciendo inversiones de crecimiento importantes.

 

1T2018: BPA 0,13 euros (+2%). Ventas +14%. EBITDA +24%. Electricidad distribuida +2%. Gas distribuido +6%. Puntos suministro de electricidad (clientes) +0,9%. Puntos suministro de gas (clientes) +0,4%. Producción de electricidad +6,6%. Capacidad instalada de generación de electricidad +2,8%. La deuda neta sube un 1% desde el final de 2017 y queda en 33.299 millones de euros. El coste medio de la deuda baja un poco hasta el 3,09%, muy bueno. El ratio deuda neta / EBITDA es de 3,9 veces, que es un poco alto y sería conveniente que bajara hacia las 3 veces. El ROE sube un poco al 8%, que está bien, pero aún tiene margen de mejora. Ha invertido un 16% más que en el primer trimestre de 2017. En EEUU ha vendido los negocios de trading y almacenamiento de gas, que eran relativamente pequeños y los adquirió como parte de un paquete de activos hace años. Las condiciones de lluvia y viento están siendo muy buenas en 2018, y por eso está mejorando el margen de beneficios (al consumir menos carbón y gas para generar electricidad). Estos resultados de 2018 son más sanos que los de 2017 porque no hay efectos “no habituales”, y el negocio está creciendo bien y de forma equilibrada en todos los negocios. En 2018 espera tener un BPA de alrededor de 0,48 euros, lo que supondría un dividendo de alrededor de 0,34 euros.

 

Iberpapel 29,20 0,5500 1,88% 2,28 12,81 23,13 1,26
x
Inditex 28,00 0,5400 1,93% 1,08 25,93 4,33 6,47
+
x

3T 2018: BPA 0,78 euros (+4%). Ventas +3% (a tipos de cambio constantes crecen el 7%). Margen Bruto +4%. Gastos operativos +4%. EBITDA +3%. En las 5 primeras semanas del cuarto trimestre las ventas siguen creciendo al mismo 3% que en los 9 primeros meses. El dato de crecimiento a tipos constantes que da en este tercer trimestre es el del EBIT, que está aumentando el 14%, por lo que la tendencia de crecimiento de Inditex es más alta de lo que indica el BPA.

 

2T 2018: BPA 0,45 euros (+3%). Ventas +3% (a tipos de cambio constantes crecen el 8%). Ventas comparables +4%. Gastos operativos +4%. EBITDA +2% (a tipos de cambio constantes sube el 14%). En 2020 ya espera tener venta por internet en todas las cadenas de todos los países del mundo (incluidos los que no tenga tiendas físicas). Esta presencia en internet en todo el mundo y con todas las cadenas dentro de sólo 2 años tiene bastante importancia. 2018 está siendo bastante mejor para Inditex de lo que indica el crecimiento del 3% en el BPA, porque a tipos de cambio constantes el EBITDA crece el 14% y el EBIT el 17%, que son crecimientos muy altos, y reflejan mejor el crecimiento que está teniendo el negocio en estos momentos.

 

1T 2018: BPA 0,21 euros (+2%). Ventas +2% (a tipos de cambio constantes +7%). Gastos operativos +3%. EBITDA +1%. En las 5 primeras semanas del segundo trimestre las ventas se aceleran un poco, ya que suben el 9% a tipos de cambios constantes. El exceso de liquidez es de 6.100 millones de euros, frente a los 5.700 millones de hace un año. Inditex está vendiendo algunos de sus inmuebles de alta calidad para permanecer en ellos en alquiler, y este movimiento no me gusta porque reduce algo la rentabilidad a largo plazo, y además Inditex tiene cada vez más exceso de liquidez. Es imposible saber cuánto crecerá Inditex en los próximos años, pero muy probablemente el rango esté entre el 5% y el 15%. Si crece alrededor del 5% la zona de compra buena es alrededor de los 15 euros, y si crece alrededor del 15% la zona de compra buena es alrededor de los 25 euros.

Indra 10,37 0,0000 0,00% 0,68 15,25 3,72 2,79
+
x

4T2018: BPA 0,68 euros (-6%). Si no tuviéramos en cuenta un ingreso no habitual que tuvo en Brasil en 2017 por la recuperación de unos impuestos el BPA en 2018 crecería el 10%. La sanción que le puso la CNMC en el cuarto trimestre se ha compensado con la recuperación de una provisión para las pensiones de los empleados en el cuarto trimestre. Ingresos +3%. EBITDA +10%. El margen EBIT / Ventas es del 6,4%, similar al 6,5% de 2017, pero aún lejos del 10% que debería alcanzar en los próximos años. En el cuarto trimestre aislado el margen EBIT / Ventas ha sido del 9,1%, por lo que se ha acercado bastante a la zona del 10%. La deuda neta baja a 483 millones de euros, el 18% menos que al final de 2017. El coste medio de la deuda, que ya era muy bajo (2,2% al final de 2017), baja al 2%. El ratio deuda neta / EBITDA baja hasta las 1,6 veces desde las 2,2 veces del final de 2017. Contratación +6%. Cartera de pedidos +13%. Estos crecimientos de la Contratación y de la Cartera de pedidos son muy importantes para los próximos trimestres. En el cuarto trimestre de 2018 ha amortizado unas obligaciones convertibles que emitió en 2013 por valor de 155 millones de euros, por la buena generación de caja que ha tenido en 2018, así que ha desaparecido ese riesgo de dilución para los accionistas. En 2018 Indra ha simplificado sus divisiones, y eso va a suponer un ahorro de costes importante a partir de 2019. Los 2 negocios que daban pérdidas (Brasil y Transporte) ya han empezado a dar ligeros beneficios en 2018. En 2018 Indra ha dado un paso importante para la normalización definitiva del negocio y el crecimiento de los beneficios en los próximos años. En el momento de presentar estos resultados no ha dicho nada sobre si volverá a reanudar el pago de dividendo con cargo a este 2018, pero por la situación de deuda y de caja puede hacerlo.

 

 

3T2018: BPA 0,29 euros (-35%). Ingresos +3%, EBITDA +7%. Contratación +5%. Cartera +9%. A tipos de cambio constantes los ingresos crecen el 6%, la Contratación el 8% y la Cartera el 11%. La deuda neta queda en 686 millones de euros, el 1% más que hace un año. Ha comprado la empresa estadounidense Advanced Control System por 40 millones de euros. El ratio deuda neta / EBITDA es de 2,5 veces, aún algo alto. El coste de la deuda sigue siendo muy bajo, del 2,1%. El resultado ha empeorado por algunos costes no habituales, como una sanción de la CNMC (que ha recurrido, pero tiene que provisionar ya íntegramente) y unos costes en la integración de Tecnocom algo mayores de lo esperado. El margen EBIT / Ventas baja un poco al 5,3%, siendo aproximadamente la mitad de lo que debería. Sin esos costes no habituales el margen EBIT / Ventas sería de 6,5%. Y en el tercer trimestre aislado y sin tener en cuenta la sanción de la CNMC el margen EBIT / Ventas ya sería del 7,9%, por lo que la progresión de Indra es buena, y en los próximos trimestres los resultados deberían mejorar. En este tercer trimestre ha agrupado 4 divisiones (Energía & Industria, Servicios Financieros, Telecom & Media, y Administraciones Públicas & Sanidad) en una nueva división más grande (Minsait), lo cual me parece una buena decisión porque va a simplificar su oferta comercial y a reducir sus costes. Ya en el cuarto trimestre ha amortizado (en efectivo, sin emitir acciones nuevas) unas obligaciones convertibles que emitió en 2013, y que tenía un importe de 155 millones de euros. 2019 debe ser un año bastante mejor para Indra, porque ya no tendrá los costes de la integración de Tecnocom (ni, se supone, otra multa de la CNMC), y las medidas de recorte de gastos y aumento de ingresos que está llevando a cabo se notarán más que en 2018.

 

2T2018: BPA 0,20 euros (-8%). Ingresos +6%. EBITDA +8%. Sin los costes de la integración de Tecnocom el BPA aumentaría el 16% y el EBITDA crecería el 20%. Como era de esperar, el año va de menos a más en Indra en cuanto a beneficios, por lo que comenté en el primer trimestre. Contratación +8%. Cartera de pedidos +9%. El margen EBIT / Ventas aún es de sólo el 5%, aproximadamente la mitad de lo que debe alcanzar en los próximos años. La deuda neta queda en 656 millones, el 12% menos que hace un año. El ratio deuda neta / EBITDA es de 2,4 veces, que no es muy alto pero debe bajar en los próximos trimestres. El coste medio de la deuda es de sólo el 2,1%, mejorando desde el 2,3% de hace un año. Indra da por finalizada la integración de Tecnocom, y a partir de ahora espera que empiecen a notarse los beneficios. Ventas por geografías a tipos de cambio constantes: España +16%, América +6%, Europa +1%, Asia – Oriente Medio y África +2%. 2018 está siendo para Indra un año mucho mejor de lo que parece al ver solamente la caída del 8% en el BPA, por el efecto contable que comenté en el primer trimestre y por los costes de la integración de Tecnocom. El negocio de Indra sin estos efectos no habituales está creciendo a un ritmo alto, y en el tercer y sobre todo cuarto trimestre de 2018 los resultados van a ser mucho mejores que ahora.

 

1T2018: BPA 0,06 euros (-49%). Ingresos +12%. EBITDA +1%. El margen EBIT / Ventas baja hasta el 3,6% desde el 5,2% de hace un año. Contratación +22%. Cartera de pedidos +15%. Sin los costes de la integración de Tecnocom el EBITDA crecería el 15%. La deuda neta sube hasta 602 millones de euros, el 13% más que hace un año, con lo que el ratio deuda neta / EBITDA es de 2,3 veces (que entra dentro de lo normal, pero el objetivo de Indra es reducirlo bastante en los próximos trimestres). El coste medio de la deuda es muy bajo, del 2% (hace un año era del 2,4%). Parte de la caída de los beneficios se debe a un cambio contable que ha afectado negativamente en este trimestre, pero que será neutro en el conjunto del año. También han perjudicado algo los cambios de las divisas, y las fechas en que ha caído la Semana Santa este año. El efecto negativo de ese cambio contable y de la Semana Santa desaparecerán en los próximos trimestres, pero los cambios de las divisas Indra cree que perjudicarán en el conjunto de 2018. Realmente estos resultados son mucho mejores de lo que parece, ya que el EBIT cae el 22% pero sin tener en cuenta los costes de la integración de Tecnocom, y los efectos de ese cambio contable y de las fechas de la Semana Santa crecería el 40%. Así que con toda probabilidad el año 2018 para Indra irá de menos a más, aunque en este momento es difícil hacer una estimación fiable de cuál puede ser el BPA de 2018. Además, el crecimiento de la contratación y de la cartera de pedidos es muy bueno.

 

Johnson & Johnson 137,52 3,6600(e) 2,66%(e) 5,61 24,51 21,90 6,28
x
Lingotes Especiales 14,90 0,7037 4,72% 0,92 16,20 4,45 3,35
x
Logista 20,94 1,1200 5,35% 1,18 17,75 3,84 5,45
x
LSE 49,64 0,5160 1,04% 1,44 34,47 9,21 5,39
x
LVMH 352,30 6,0000 1,70% 12,56 28,05 63,82 5,52
x
Mapfre 2,67 0,1450 5,43% 0,17 15,71 2,60 1,03
+
x

4T2018: BPA 0,17 euros (-25%). Sin el deterioro de los fondos de comercio que ha hecho en las filiales de EEUU, Italia e Indonesia (y que no suponen salida de dinero de la caja), el BPA sería de 0,23 euros (=). Ingresos -5%. Primas -4%. A tipos de cambios constantes: Ingresos +1% y Primas +2%. Activos gestionados -2,7%. Las divisas han perjudicado bastante en 2018 (y ya son 3 años seguidos de perjuicio alto de las divisas). En 2018 ha renovado y mejorado los acuerdos de bancaseguros con Banco do Brasil y Bankia, y ha conseguido uno nuevo con el Banco Santander. Los de Bankia y Mapfre empezarán a funcionar a lo largo de 2019, por lo que en 2018 aún no han tenido reflejo en los beneficios. Estos acuerdos para vender seguros a través de los bancos son muy importantes para Mapfre. El ratio combinado mejora hasta el 97,6% desde el 98,1% de 2017, pero queda por encima del objetivo del 96% que se había puesto Mapfre para el final de 2018. El ROE baja hasta el 6,4%, que es un nivel bajo que debe mejorar a partir de 2019. Sigue tomando medidas para mejorar la eficiencia y la digitalización, aunque en 2018 aún no se han notado en los resultados. Para 2019 espera que Brasil mejore los resultados, y en EEUU no tiene tan claro que lo vayan a hacer ya, a pesar de las medidas que ha tomado hasta ahora. Para que los beneficios de Mapfre crezcan es necesario que terminen de llevarse a cabo de forma efectiva todas estas medidas de reducción de costes que lleva unos años implementando. También será importante que empiecen a subir los tipos de interés en Europa. El dividendo de 2018 va a ser de 0,145 euros, igual al de 2017.

 

 

3T2018: BPA 0,17 euros (+19%). Ingresos -5%. Primas -4%. A tipos de cambio constantes los Ingresos subirían el 1% y las Primas crecerían el 2%, y el BPA aumentaría el 26%. El ROE crece hasta el 9,2% desde el 7,2% de hace un año. Es una buena subida, pero Mapfre aún tiene un potencial de subida del ROE (y del BPA) mayor. El ratio combinado (No Vida) mejora hasta el 98,1% desde el 98,8% de hace un año. Mapfre espera que las mejoras de eficiencia y procesos que lleva tiempo realizando en Brasil y EEUU empiecen a notarse de forma importante en 2019. Son 2 países muy importantes para Mapfre, y con bastante potencial de mejora desde los resultados actuales (en 2018 aún siguen cayendo los resultados en Brasil y EEUU), así que habrá que seguir de cerca si se cumplen estas previsiones. La previsión de Mapfre para 2018 es superar (sin especificar en cuanto) el BPA de 0,23 euros de 2017 (lo cual aún estaría por debajo de su potencial, y del BPA de años anteriores). El 8 de marzo de 2019, en la junta de accionistas, publicará su Plan Estratégico 2019-2021. La principal diferencia entre 2017 y 2018 es que en 2017 hubo siniestros importantes a nivel mundial, y en 2018 el nivel de grandes siniestros está siendo habitual. Y esto, junto con el alto crecimiento en Latinoamérica, es el motivo de que el BPA esté creciendo ese 19% respecto al resultado de los 9 primeros meses de 2017. Así que 2018 está siendo un año mejor que 2017 para Mapfre, pero aún va a quedar por debajo de su potencial de beneficios. Las medidas de mejora que lleva tiempo implantando aún no están haciendo crecer los beneficios, aunque Mapfre espera que empiecen a notarse en 2019.

 

2T2018: BPA 0,13 euros (-7%). Ingresos -9%. Primas -8%. En EEUU está terminando la reorganización de sus negocios (que le ha causado algunos gastos extras en 2018), y en los próximos trimestres muy probablemente mejoren los beneficios. También en Brasil, Chile, Colombia, Turquía, Riesgos Globales y Asistencia ha tenido gastos no habituales para reorganizar el negocio y hacerlo más rentable. Son muchas zonas en las que ha tenido gastos no habituales, pero eso es porque está haciendo una revisión integral de todos los negocios, que debería suponer una mejora de los resultados importante en el futuro. En Brasil ha comprado a Banco do Brasil el 50% que no tenía en la filial conjunta (con lo que Mapfre pasa a tener el 100%), lo cual es una compra de un tamaño importante, y que también debe mejorar los resultados a partir de los próximos trimestres. Otra operación importante que acaba de hacer es la unificación del negocio del reaseguro en una única filial (Mapfre Re), porque con esto mejorará la rentabilidad de ese negocio, y la asignación del capital en el conjunto de Mapfre. Resultado neto por divisiones: Iberia -4,2%, Latinoamérica -27,8%, Internacional -72,8%, Reaseguro +0,2%, Asistencia +89,5%. El ratio combinado (No Vida) empeora muy ligeramente hasta el 97,4% desde el 97,2% de hace un año (también como consecuencia de los gastos no habituales que he comentado, y que irán desapareciendo en los próximos trimestres). Mapfre está sentando unas bases muy buenas para mejorar sus beneficios en los próximos años.

 

1T2018: BPA 0,06 euros (-9%). Ingresos -7,6% (a tipos de cambio constantes caen el 1,3%). Ingresos -7,2% (a tipos de cambio constantes caen el 0,4%). El ratio combinado mejora hasta el 96,5% desde el 97,5% (aunque en este trimestre lo hace por menor siniestralidad en lugar de por menores gastos, que es preferible porque significa mayo eficiencia de la empresa). El ROE baja un poco hasta el 7,8% desde el 7,9%, y es un poco bajo por los efectos no habituales que se siguen produciendo en 2018. El trabajo de fondo que está haciendo Mapfre para mejorar la rentabilidad en el futuro es bueno, pero aún no se nota en el crecimiento de los beneficios porque todavía hay unidades importantes (como EEUU y Brasil) en pérdidas, y con potencial de mejora en los próximos trimestres. Los tipos de interés tan bajos siguen lastrando el negocio de Vida (porque hacen que estos productos sean poco atractivos para los clientes), que es el que hace caer el beneficio total de la empresa. Antes o después los tipos irán subiendo, y esto mejorará los resultados de Mapfre. Y a los bajos tipos se están sumando en 2018 la depreciación importante de varias divisas (dólar, lira turca y real brasileño principalmente) respecto al euro.

 

McDonalds 194,91 4,1900 2,15% 7,54 25,85 -7,97 -24,46
x
Mediaset 6,80 0,6000 8,82% 0,61 11,15 2,76 2,46
x
Meliá Hotels 8,77 0,1681 1,92% 0,61 14,38 5,81 1,51
x
Merlín 12,04 0,5200(e) 4,32%(e) 1,82 6,62 13,63 0,88
x
Miquel y Costas 16,44 0,4022 2,45% 1,20 13,70 8,73 1,88
x
Munich Re 221,50 8,6000 3,88% 2,42 91,53 181,89 1,22
x
National Grid 8,19 0,4593 5,61% 0,60 13,65 5,42 1,51
x
Natra 0,91 0,0000 0,00% -0,21 -4,33 0,41 2,22
x
Naturgy (Gas Natural) 24,82 1,3700(e) 5,52%(e) 1,24 20,02 10,94 2,27
+
x

Dividendos previstos por Naturgy:  2019 (1,37), 2020 (1,44), 2021 (1,51), 2022 (1,59). A esto probablemente se sume una recompra y amortización de acciones de 400 millones de euros por año, pero esto dependerá de si encuentra o no oportunidades de inversión para ese dinero.

 

4T2018: BPA ordinario 1,24 euros (-9% si consideramos el importe de la venta de parte del negocio en Colombia en 2017, y +24% si no lo consideramos). El resultado neto es una pérdida de 2.822 millones de euros por el deterioro contable de 4.851 millones de euros que ha hecho en el valor contable de sus centrales de generación de combustibles fósiles, y otros activos. Este deterioro no supone una pérdida real para los accionistas, e incluso permitirá un ahorro de impuestos (por la compensación de estas pérdidas). Ingresos +5%. EBITDA +3%. Flujo de explotación +4%. La deuda neta se reduce un 10% hasta 13.667 millones de euros. Ha optimizado los costes y estructura de la deuda, para reducirla y ahorrar en intereses más de lo previsto. El ratio deuda neta EBITDA tiene una bajada muy importante, hasta las 3,4 veces desde las 3,9 veces en que estaba al final de 2017. El coste medio de la deuda ha bajado hasta el 3,1% desde el 3,4% del final de 2017. Está realizando muy bien el proceso de simplificación (reducción de filiales, consejos de administración, unidades, etc) que es parte del Plan Estratégico 2018-2022. El acuerdo para renovar (y en mejores condiciones) el contrato de suministro de gas con Sonatrach es importante. También ha tenido una resolución judicial favorable en Egipto, que le permitirá volver a ganar dinero en ese país tras varios años en los que lo ha perdido por decisiones injustas del Gobierno egipcio. Sigue aumentando el porcentaje de generación que suponen las renovables. Ha invertido 2.300 millones de euros, el 70% más que en 2017, principalmente en renovables y en la compra de 2 buques metaneros. Entre las desinversiones de 2018 destacan las filiales de Italia (por 766 millones de euros, ganando 188 millones de euros después de impuestos) y Colombia (por 334 millones de euros, sin ganar ni perder), y el 20% de la red de distribución de gas en España (Nedgia, por 1.500 millones, ganando 1.016 millones de euros, que fueron a patrimonio neto), por las que ha conseguido en total 2.600 millones de euros. El dividendo de 2018 es de 1,30 euros, el 30% más que en 2017, y en 2019 espera pagar un dividendo de al menos 1,37 euros (un 5% más que en 2018). En los próximos meses espera amortizar alrededor de un 1,5% de su capital social. Naturgy está ejecutando muy bien su Plan Estratégico 2018-2022.

 

3T2018: BPA ordinario 0,88 euros (+11%). El resultado neto total es una pérdida de 3.040 millones de euros, por el motivo que comenté el trimestre pasado. Ventas +3,4%. EBITDA -0,6%. EBITDA ordinario +10,1% La deuda neta baja el 10,4% en el último año, quedando en 13.575 millones de euros. Es una reducción de deuda especialmente buena porque las inversiones han aumentado el 42% (principalmente en renovables, y 2 nuevos buques metaneros), ya que Naturgy está en fase de crecimiento. Aunque también han ayudado las desinversiones importantes que ha hecho, entre las que destacan el 42% que le quedaba en el negocio de distribución de gas en Colombia por 334 millones de euros (sin ganar ni perder dinero), la venta del negocio de gas en Italia por 766 millones de euros (ganando 188 millones de euros, después de impuestos) y la venta del 20% del negocio de distribución de gas en España por un importe de 1.500 millones de euros y ganando 1.016 millones de euros (que no han ido al resultado, sino al patrimonio neto). Naturgy está realizando un proceso muy importante de simplificación de su estructura de divisiones y eliminación de filiales, con lo cual va a conseguir unos ahorros importantes y permanentes, que se irán notando más en los próximos trimestres. El contrato de suministro de gas con Sonatrach, que es muy importante, se ha renovado ya hasta 2030, y con mejores condiciones que las actuales. También está reduciendo su deuda bruta, utilizando la liquidez que tiene, con lo que va a conseguir reducir el pago de intereses a partir de ahora (aunque la deuda neta sea la misma, si se reduce la deuda bruta con parte de la liquidez que se tenga baja el pago de intereses). Esto ha ayudado a bajar el coste medio de la deuda del 3,4% del final de 2017 al 3,1% actual. Y el ratio deuda neta / EBITDA ha bajado de las 3,9 veces del final de 2017 a las 3,5 veces actuales. Naturgy está ejecutando muy bien su plan estratégico 2018-2022 desde este primer trimestre de su entrada en vigor, y eso es muy buena señal. El 27 de noviembre pagará el segundo dividendo a cuenta de 2018, por importe de 0,45 euros. El dividendo total de 2018 va a ser de 1,30 euros, el 30% más que en 2017.

 

2T2018: BPA ordinario 0,53 euros (+22%). Ingresos +5%. EBITDA -1%. El resultado neto total es una pérdida de 3.281 millones de euros, y el motivo es que Naturgy ha decidido realizar un deterioro contable de sus centrales nucleares y de combustibles fósiles, principalmente. A efectos prácticos, la empresas vale lo mismo habiendo hecho este deterioro que si no lo hubiera hecho, y al haberlo hecho se ahorrará impuestos este año y los siguientes, por lo que el efecto real para los accionistas de esta pérdida contable va a ser positivo. Electricidad producida +0,5%. Capacidad de generación de electricidad +2%. Has comercializado +2,9%. Electricidad comercializada +4,6%. Gas distribuido +2,9%. Electricidad distribuida +2,2%. La deuda neta baja a 12.362 millones de euros, el 22% menos que hace un año. Con esto el ratio deuda neta / EBITDA baja a las 3,2 veces. Ha vendido el 42% de una filial en Colombia (la que le ha dado problemas los últimos años) por su valor contable, por lo que ni gana ni pierde con esta venta. En el primer trimestre hizo otras ventas en España e Italia que comento en el análisis de ese primer trimestre. Como parte de su nueva estrategia para optimizar la rentabilidad al final del segundo trimestre ha vendido las 2 pequeñas empresas que tenía en Kenia y Sudáfrica. En total ha invertido un 55% más que en el primer semestre de 2017, pero también ha hecho desinversiones por 2.600 millones, y eso junto a los beneficios del negocio ordinario es lo que ha permitido esa bajada tan fuerte de la deuda. El 31 de julio ha pagado el primer dividendo a cuenta del ejercicio 2018 por importe de 0,28 euros. El dividendo total de 2018 será de 1,30 euros, un 30% superior al de 2017. Con su nuevo Plan Estratégico 2018-2022 Gas Natural va a hacer una importante reorganización de sus activos que le va a permitir subir mucho su dividendo, e incluso recomprar y amortizar acciones. Al inicio del tercer trimestre de 2018 ya ha comenzado la primera recompra de acciones para ser amortizadas, por un importe de 400 millones de euros, con los que conseguirá comprar alrededor de un 1,5%-2% del capital social.

 

1T2018: BPA 0,32 euros (+7,4%). Ingresos -0,7%. EBITDA -4,6%. Gas distribuido +5,6%. Electricidad distribuida +0,4%. Puntos de suministro (clientes) de gas +2,6%. Puntos de suministro (clientes) de electricidad +1,7%. Producción de electricidad +3,8%. Capacidad de generación de electricidad +1,5%. Ha vendido este trimestre sus filiales en Italia por 736 millones de euros, con una plusvalía de 168 millones de euros después de impuestos (otras ventas menores suponen un beneficio de otros 20 millones de euros después de impuestos). Esto supone un beneficio extraordinario, aunque por otro lado ha aprovechado esto para reflejar una serie de deterioros en varios negocios que piensa vender en los próximos trimestres, con lo que más o menos una cosa compensa la otra. También ha vendido el 20% de su red de distribución de gas en España (mantiene el otro 80%) por 1.500 millones de euros, pero la ganancia de 1.000 millones de euros que ha tenido en esta operación no está reflejada en los resultados sino en el patrimonio neto (como un incremento de reservas por esos 1.000 millones de euros). La deuda neta queda en 13.031 millones de euros, el 16% menos que hace un año, en gran parte por estas ventas en Italia y España que acabo de comentar. El ratio deuda neta / EBITDA es de 3,3 veces. Lo mucho que está lloviendo en 2018 en España beneficiará a Gas Natural porque aumentará su margen de beneficios. Ya en el segundo trimestre ha vendido totalmente sus negocios en Colombia (que es una pena que tenga que ser así, pero era la mejor forma de salir de los problemas que le ha causado el gobierno de este país) y a finales de junio presentará su nuevo plan estratégico 2018-2022, que entre otras cosas parece que incluirá una subida del dividendo mayor de la prevista hasta ahora.

 

NH Hoteles 4,96 0,1500 3,02% 0,30 16,53 3,70 1,34
x
Nike 89,20 0,7800 0,87% 1,17 76,24 5,91 15,09
x
OHL 1,02 0,0000 0,00% -3,42 -0,30 2,91 0,35
+
x

4T 2018: El resultado neto es una pérdida de 1.530 millones de euros, por la limpieza de balance (proyectos de dudoso cobro) que ha hecho en 2018. Ventas 2.954 millones de euros (-8%). EBITDA -449 millones de euros. En el cuarto trimestre aislado el margen bruto ha sido del 6% (ya cerca del objetivo del 6,5%) y el EBITDA de +19 millones de euros, lo cual es una primera señal de que puede estar empezando a mejorar la situación de la empresa. Cartera de proyectos -6%. Los gastos de estructura han sido un 18% inferiores a los de 2017, y en 2019 serán al menos un 25% inferiores a los de 2018 (porque el 1 de enero ya inicia al año con unos costes de estructura de 150 millones de euros, frente a los 198 millones de euros que tuvo en 2018, y espera acabar 2019 por debajo de los 130 millones de euros). En 2020 espera reducirlos aún más. El exceso de liquidez es de 347 millones de euros, 2 millones más que en el tercer trimestre de 2018. Es el primer trimestre en mucho tiempo que el negocio ordinario de OHL genera caja positiva. Las principales desinversiones de 2018 han sido: división de Concesiones (2.076 millones de euros), una parte de Mayakoba (63 millones de euros), la filial de traviesas ferroviarias polaca (44 millones de euros) y otra parte de Mayakoba (94 millones de euros). Los Villar Mir están saliendo de OHL, y creo que llegados a este punto es una buena noticia. Actualmente tienen el 35% de las acciones (llegaron a tener el 60%), y menos de la mitad de los puestos del consejo de administración (históricamente han tenido más de la mitad). No me extrañaría que vendieran el 35% de OHL que les queda, y creo que eso sería bien recibido por el mercado. Para 2019 OHL espera que siga la mejora, aunque los proyectos “legacy” aún harán que se reduzca la caja actual de 347 millones de euros. Es la primera vez en bastantes trimestres que los resultados de OHL no tienen sorpresas negativas, e incluso son algo mejores que las previsiones de la propia OHL en el trimestre anterior.

 

3T 2018: El resultado neto es una pérdida de 1.335 millones de euros. Es un resultado muy malo, y mucho peor de lo que se esperaba tras la presentación de los resultados del segundo trimestre de 2018, hace sólo mes y medio. Parece que se está produciendo la siguiente situación: Juan Osuna hizo el plan estratégico de OHL que se presentó en mayo de 2018, y fue también la persona que diseñó la venta de la filial de Concesiones. Tras esta venta Juan Osuna salió de OHL y pasó a ser el primer ejecutivo de Aleatica (nombre que recibió la antigua división de Concesiones de OHL tras ser vendida). Ya en Aleatica parece que Juan Osuna está rechazando contratos que OHL tenía para construir proyectos para su división de Concesiones. Es decir, proyectos de OHL para Aleatica que Juan Osuna consideraba sanos en mayo cuando era el consejero delegado de OHL pocos meses después y ya fuera de OHL los considera en problemas y los está rechazando (ahora como cliente de OHL). Esta situación es insólita. Ante esto OHL ha considerado que todos los proyectos cuyo cobro no sea seguro le van a dar 0 euros de ingresos, y ese es el motivo del empeoramiento inesperado de los resultados de OHL desde el segundo al tercer trimestre. Tras las pérdidas que ha reflejado en este tercer trimestre espera que ya ningún proyecto dé pérdidas (a nivel de margen bruto) a partir del cuarto trimestre de 2018.

 

Con estas cuentas considera que de los 1.600 millones de euros en reclamaciones a clientes que tiene en este momento no va a cobrar nada. Como sigue intentando cobrar esos 1.600 millones de euros, cada euro que cobrase sería un ingreso extraordinario y no esperado. OHL no va a recomprar sus propios bonos hasta que puedan concretar las necesidades de liquidez para 2019, lo cual esperan hacer a finales de 2018. Antes de la venta de Concesiones los gastos de estructura de la empresa eran de 240 millones de euros, y a partir del 1-1-2019 serán de 160 millones de euros, que espera seguir reduciendo a medida que vaya avanzando 2019.

 

El exceso de liquidez sin recurso ha bajado de los 620 millones de euros del segundo trimestre de 2018 a los 345 millones de euros actuales, lo cual es una bajada muy importante. OHL dice que no contempla la posibilidad de consumir toda la caja y tener que ampliar capital.

 

 

Si las estimaciones de OHL para el futuro fueran ciertas, lo lógico sería que tanto la empresa como los Villar Mir, sus allegados, etc, estuvieran comprando acciones y bonos de OHL a los precios actuales. Mientras estas compras no se produzcan y/o OHL presente unos resultados en los que gane dinero y la situación mejore, no es posible valorar OHL. 

 

2T 2018: Los resultados de OHL siguen siendo muy malos. El resultado neto es una pérdida de 844 millones de euros, a la que se llega de esta forma: El resultado neto sin “no habituales” es de -118 millones de euros (algo menos malo que los -136 millones de euros del segundo trimestre de 2017). A esto hay que sumar una pérdida contable de 550 millones de euros por el efecto acumulado de las variaciones de las divisas de OHL Concesiones a lo largo del tiempo hasta el momento de su venta (estos 550 millones de euros son un apunte contable que no supone dinero de la caja, y que además en los fondos propios se compensan con otro apunte contable positivo de los mismos 550 millones de euros y por el mismo motivo, por lo que no varía el patrimonio neto de OHL por esta operación). Por la venta de la división de Concesiones ha ganado 48 millones de euros. El beneficio neto de la división de Concesiones los meses de 2018 que la ha tenido hasta el día de su venta suman otros 44 millones de euros de beneficio. Por la cobertura de la divisa que contrató para asegurar el cobro en euros de la venta de la división de Concesiones ha perdido otros 92 millones de euros. Pierde otros 29 millones de euros por el proyecto Xacbal Delta de Guatemala (por una demanda que ya perdió en el primer trimestre de 2018, por problemas en el proyecto). Las indemnizaciones por despido para reducir la plantilla (gasto también esperado) suponen otros 28 millones de euros. El cierre definitivo del proyecto “legacy” del hospital Chum en Canadá le ha supuesto otra pérdida de 77 millones de euros (que no estaba prevista en la presentación del plan estratégico que hizo en mayo de 2018). Finalmente, la venta de activos en Mayakobá (complejo turístico de México) y otros activos han supuesto otra pérdida de 42 millones de euros. En resumen, malos resultados por múltiples pérdidas. Las que han sido pérdidas “no habituales” suponen el cierre definitivo de esos problemas, pero el resultado que se podría llamar ordinario sigue siendo una pérdida importante, de 118 millones de euros.

 

Las ventas han caído un 9% por la menor actividad de Construcción e Industrial. El negocio de Construcción excluyendo los proyectos “legacy” no está yendo bien en los 6 primeros meses de 2018, con retrasos en algunos proyectos, y márgenes algo más bajos de lo previsto en otros proyectos. Esto es más importante que las grandes pérdidas “no habituales”, que ya se esperaban y se contaba con ellas.

 

Tiene un exceso de liquidez sin recurso de 620 millones de euros (el exceso de liquidez total es de 560 millones de euros). Este dato es bueno, pero tras la venta de Concesiones y el pago del dividendo antes del verano, este exceso de liquidez sin recurso era de 950 millones de euros. En los 6 primeros meses de 2018 el negocio ordinario ha consumido caja por 424 millones de euros (incluyendo los proyectos “legacy”). Es habitual que las constructoras consuman caja la primera parte del año y la generen en la segunda parte del año, pero en estos momentos es lógico que haya desconfianza hacia OHL, y se tengan dudas de cuánta caja va a ser capaz de generar en los 6 últimos meses de 2018.

 

Más que las pérdidas “no habituales” (que ya se conocían), para mí los 3 principales problemas de estas cuentas son que los proyectos nuevos están yendo peor de lo previsto, que el consumo de caja ha sido alto, y que la pérdida de 77 millones del Hospital de Chum no estaba prevista en el plan estratégico que se presento en mayo de 2018 (lo cual hace dudar de las previsiones del plan estratégico, lógicamente). OHL dice que las 2 primeras cosas se van a revertir en los próximos trimestres (espera subida de márgenes de beneficios, mayor actividad, y generación de caja positiva), pero es lógico que haya desconfianza hacia OHL tras lo vivido los últimos años. La reducción de costes que está llevan a cabo sí que se irá notando seguro en los próximos trimestres, así como la caída del pago de intereses, al eliminar la deuda.

 

 

Con total seguridad OHL terminará 2018 con pérdidas importantes, lo que hay que ver es si en los últimos 6 meses mejora la situación respecto a estos resultados del segundo trimestre.

 

1T2018: Resultado neto -145 millones. Ventas -8%. EBITDA -36 millones. 70 millones de estas pérdidas de 145 se deben a una cobertura con derivados por la venta de la filial de Concesiones, y no suponen salida de caja sino que son un efecto contable que se compensa por otro lado con los movimientos de las divisas. Casi todo el resto de la pérdida se debe a los cambios de las divisas y a la pérdida de una demanda por un proyecto en Guatemala. Sin estos 3 efectos el resultado neto sería de -4,6 millones de euros. Estos 4,6 millones de pérdidas se deben a que aún no están cerrados todos los proyectos con problemas (“legacy”), pero este tema va a menos y el resto de proyectos sí generan beneficios. La cartera de proyectos sube el 0,5% desde el final de 2017. OHL espera que los proyectos sanos de Construcción entren en los próximos trimestres en fases en las que generarán más ingresos y beneficios, ya que hay varios proyectos importantes que se están iniciando en este primer trimestre de 2018.

 

A mediados de mayo de 2018 OHL ha presentado su plan estratégico hasta 2020, tras la venta de la división de Concesiones. OHL queda como una empresa constructora y promotora de concesiones (lo cual supone reducir el número de divisiones de 5 a estas 2), más pequeña de lo que era OHL hasta ahora. El negocio de Construcción ya genera caja positiva, excluyendo los proyectos antiguos con problemas (“legacy”). Uno de los objetivos a partir de ahoa es acabar todos los años sin deuda y con exceso de liquidez, lo cual reducirá mucho el riesgo de la empresa. Va a reducir los países en los que operará, centrándose en Europa, EEUU y Latinoamérica (saliendo de otras zonas como Oriente Medio, por ejemplo).

 

En cuanto a los proyectos “legacy” espera que entre 2018 y 2019 consuman otros 118 millones de euros de caja, para generar a partir de 2020 unos 208 millones de euros de caja. Con esto la aportación a la caja de estos proyectos desde ahora hasta su cierre definitivo será positiva en 90 millones de euros (208 – 118), aunque en 2018 y 2019 consumirán esos 118 millones de euros de caja adicionales. A partir de ahora necesitará mucho menos capital en cada proyecto de promoción de concesiones que antes, por el nuevo diseño que ha hecho para financiar las concesiones que haga a partir de ahora (como contrapartida a esta reducción del riesgo, también ganará menos dinero con cada proyecto de concesiones que haga, aunque también podrá hacer más proyectos que antes).

 

Tras la venta de Concesiones la estructura actual de la empresa es demasiado grande, por lo que va a reducirla a la mitad (bajando los costes de estructura de los 240 millones de euros anuales actuales a unos 115 millones). Esto aumentará la rentabilidad futura, pero inicialmente tendrá un coste extraordinario de unos 100 millones de euros (que habrá que sumar al consumo de caja previsto por los proyectos “legacy” de 118 millones de euros en 2018 y 2019 que ya he comentado). La reorganización de la división Industrial consumirá otros 50 millones de euros en los próximos meses, por lo que en total va a haber un consumo de caja extraordinario de unos 268 millones de euros (118 + 100 + 50) en 2018 y 2019.

 

OHL espera compensar esta salida de caja de unos 268 millones de euros con las siguientes ventas de activos, que sumarán unos 280 millones de euros: el complejo turístico mejicano Mayakoba 215 millones de euros, la filial polaca de traviesas de ferrocarril ZSPV 40 millones de euros, y otras desinversiones menores 25 millones de euros. Tras el reciente cobro de la venta de la división de Concesiones la deuda neta con recurso desaparece, y pasa a tener una caja neta con recurso de 1.048 millones de euros. El reciente pago del dividendo extraordinario de 0,35 euros por acción ha supuesto unos 100 millones de euros, así que la caja neta con recurso tras este pago es de unos 950 millones de euros. De las reclamaciones sobre el Eje del Aeropuerto y Cemonasa OHL estima que podría cobrar unos 220 millones de euros en algún momento del futuro, pero esto es algo difícil de estimar.

 

El objetivo de OHL es alcanzar en 2020 unas ventas de unos 2.800 millones de euros, y un EBITDA de unos 140 millones de euros. Esto en principio supone un potencial inferior al que tenía antes de la venta de Concesiones, aunque el exceso de liquidez podría ayudar a mejorar el valor de la acción (según en qué lo invierta, y si recompra y amortiza acciones propias, y los planes y previsiones a partir de 2021, etc).

 

PepsiCo 127,09 3,5875 2,82% 5,66 22,45 10,19 12,47
x
PharmaMar 1,84 0,0000 0,00% -0,07 -26,29 0,10 18,40
x
Prisa 1,51 0,0000 0,00% -0,48 -3,15 -0,56 -2,70
x
Procter and Gamble 106,05 2,7000 2,55% 3,69 28,74 21,61 4,91
x
Prosegur 4,78 0,1165 2,44% 0,21 22,76 1,62 2,95
x
Realia 0,95 0,0000 0,00% 0,05 19,00 1,22 0,78
x
REE 18,32 1,0500(e) 5,73%(e) 1,36(e) 13,47(e) 6,21 2,95
+
x

Plan Estratégico 2018-2022:

 

En 2019 espera pagar un dividendo de 1,05 euros por acción, y en 2020-2022 espera que el dividendo sea de “al menos 1 euro por acción”. Espera que el BPA crezca una media del 1% anual en 2019-2022. El motivo de este crecimiento esperado menor al de años anteriores es la propuesta de retribución del Gobierno existente en febrero de 2019 para el período 2020-2025, pero esto podría cambiar (a mejor) para cuando llegue 2020. Va a invertir un total de 6.000 millones de euros, lo cual supone un ritmo inversor superior al del Plan Estratégico 2014-2019, y por tanto eso debería suponer un mayor crecimiento de beneficios futuro. De esta cifra el 17% será para negocios fuera de España, por lo que algo va a crecer en cuanto a internacionalización, pero no será mucho. La compra de Hispasat es un cambio importante para REE. Aunque creo que no la habría comprado sin la presión del Gobierno, lo más probable es que sea una compra rentable. El precio de compra me parece correcto (EV /EBITDA de 8,3 veces). Las sinergias con el negocio de REE probablemente van a ser pequeñas, pero es un negocio complementario (son también “redes”) y de futuro. El objetivo es que el ratio deuda neta / EBITDA se mantenga alrededor de las 4 veces.

 

 

4T2018: BPA 1,30 euros (+5%). Cifra de negocio (+0,4%). Gastos operativos -5,3%. EBITDA (+1,3%). Flujo de explotación -5%. La deuda neta se reduce un 2,3% desde el final de 2017 hasta 4.683 millones de euros. El coste medio de la deuda ha bajado hasta el 2,42% desde el 2,78% del final de 2017. Ha invertido 547 millones de euros, un 7% más que en 2017, entre las que está la compra de una empresa de transmisión de electricidad en Chile (Centinela) por 101 millones de euros. Ya en 2019 se cerrará la compra de otra empresa de transmisión de electricidad en Perú, por lo que poco a poco REE va aumentando su diversificación internacional (que aún es pequeña, y bastante inferior a la de Enagás, por ejemplo). Ya en 2019 ha comprado el 90% de Hispasat por 949 millones de euros. El dividendo de 2018 va a ser de 0,9831 euros, el 7% más que en 2017.

 

 

3T2018: BPA 0,96 euros (+5,1%). Ingresos +0,3%. Gastos operativos -0,9%. EBITDA +1%. La deuda neta sube un 1,5% desde el final de 2017 y queda en 4.865 millones de euros. En estos 9 primeros meses de 2018 ha invertido 404 millones, el 37% más que en los 9 primeros meses de 2017. Acaba de entrar en operación una nueva línea de transmisión eléctrica en Perú, que en los próximos trimestres irá aportando más ingresos y beneficios. El coste medio de la deuda sigue siendo muy bajo, del 2,42%, incluso bastante inferior al 2,80% de los 9 primeros meses de 2017. El 8 de enero de 2019 pagará el dividendo a cuenta de 2018, que será de 0,2727 euros, el 7% más que en 2017.

 

2T2018: BPA 0,66 euros (+5%). Cifra de negocio +0,3%. Gastos operativos -0,4%. EBITDA +0,9%. La deuda neta cae un 6% desde el final de 2017, bajando a 4.491 millones de euros. Ha invertido 183 millones de euros, el 8% menos que en los 6 primeros meses de 2017 (lo cual mejora la caída del 19% del primer trimestres, como era esperable). En estas cuentas ya está incluida la chilena TEN (empresa que se dedica a lo mismo que REE en España, y de la que hace poco compró el 50%). El coste medio de la deuda baja un poco al 2,44%. A finales del segundo trimestre ha puesto en explotación una nueva línea de transmisión de electricidad en Perú. A principios del tercer trimestre ha comprado otra empresa de transmisión de electricidad en Chile por 117 millones de dólares, continuando con su aún muy baja diversificación internacional.

 

1T2018: BPA 0,35 euros (+4%). Ingresos +0,1%. Gastos operativos -1,8%. EBITDA +0,4%. La deuda neta se reduce un 1,3% desde el final de 2017 hasta 4.731 millones de euros. Ha invertido 71 millones, el 19% menos que en el primer trimestre de 2017 (porque entonces compró el 45% de Redesur en Perú). El coste medio de la deuda ha bajado al 2,52%. 

 

Reig Jofre 2,55 0,0000 0,00% 0,14 18,21 2,30 1,11
x
Renta 4 7,60 0,3000 3,95% 0,40 19,00 2,38 3,19
x
Renta Corporación 4,23 0,0000 0,00% 0,50 8,46 1,87 2,26
x
Repsol 15,06 0,9500(e) 6,31%(e) 1,45 10,39 20,05 0,75
x
Rolls Royce 9,08 0,1170 1,29% 2,29 3,97 3,35 2,71
x
Rovi 18,40 0,0798 0,43% 0,32 57,50 5,13 3,59
x
Royal Mail 2,59 0,2400 9,27% 0,26 9,96 4,44 0,58
x
RWE 22,90 0,7000 3,06% 0,54 42,41 15,74 1,45
x
Sacyr 2,21 0,0000 0,00% 0,27 8,19 2,07 1,07
x
SNIACE 0,09 0,0000 0,00% -0,01 -9,00 0,08 1,13
x
Solaria 4,97 0,0000 0,00% 0,17 29,24 1,37 3,63
x
Talgo 5,87 0,0000 0,00% 0,13 45,15 2,40 2,45
+
x

 

4T2018: BPA 0,19 euros (-25%). Ingresos -16%. EBITDA -31%. Vehículos en mantenimiento +3,4%. Termina 2018 con un exceso de caja de 104 millones de euros, por los importantes cobros del AVE a La Meca que ha tenido en 2018. En 2018 ha recibido nuevos contratos por 176 millones de euros, lo cual es una cifra bastante baja, porque representa sólo 0,5 veces las ventas de un año. Por eso la Cartera de Pedidos baja el 6% hasta los 2.613 millones de euros. El principal proyecto conseguido fue el Renfe para la conversión de coches cama en coches de Muy Alta Velocidad por 107 millones de euros. Una cosa buena de este contrato es que estos coches pasarán a ser mantenidos por Renfe a partir de ahora. 2019 ha empezado bastante mejor, porque en febrero ha conseguido un contrato de 23 trenes AVE en Alemania (Deutsche Bahn), por 550 millones de euros. Este contrato en Alemania es importantísimo por ser el primero fuera de España, y además se podría ampliar hasta 100 trenes en los próximos años. El mantenimientos por 30 años del contrato de 30 trenes AVE para Renfe por 317 millones de euros también se ha reflejado en las cuentas ya iniciado 2019. La actividad de los 30 AVEs para Renfe se ha iniciado a finales de 2018, y cogerá fuerza ya en 2019. Se espera que la fabricación de estos 30 AVEs Talgo tenga que adelantar relativamente poco dinero. El AVE Meca-Medina ya ha comenzado a circular y las 6 últimas unidades (de 36) se entregarán en 2019. Aún queda una parte por cobrar de este AVE Meca-Medina. El proyecto que se adjudicó en Letonia por 225 millones de euros para su tren de Cercanías y Regionales ha sido reclamado (algo relativamente habitual en este sector), por lo que tendrá que volver a ser licitado. De momento ha ejecutado el 15% de la recompra de acciones de 100 millones de euros que inició hace unos meses. Estos resultados de Talgo en 2018 son muy buenos (a pesar de que caiga el BPA), y las perspectivas para los próximos años son mejores que hace unos meses (por el contrato de 23 AVEs conseguido en Alemania principalmente).

 

3T2018: BPA 0,15 euros (-59%). Ingresos -21%. EBITDA -36%. Bajan ingresos, EBITDA y BPA porque ya se está terminando la fabricación del AVE a La Meca, y aún no está generando ingresos importantes el AVE de España. Sin embargo es ahora cuando está recibiendo cobros importantes del AVE a La Meca, y por eso la deuda es de sólo 3,4 millones de euros. Gracias a esto va a hacer una recompra y amortización de acciones de 100 millones de euros (o el 16,5% del capital social), que es un importe muy elevado, y por tanto supondrá un importante aumento de valor de las acciones de Talgo. Y, además, el AVE a La Meca empezará ahora a generar ingresos de mantenimiento anuales estables. La cartera de proyectos queda en 2.666 millones de euros, que es un 18% menos que hace un año. Incluyendo otros 317 millones de euros en proyectos adjudicados pero no firmados aún, la cartera sería de 2.983 millones de euros, y la reducción respecto a hace un año del 8%. Ya en el cuarto trimestre ha conseguido su primer proyecto para su tren de Cercanías y Regionales, en Letonia. Es un proyecto importante por la cifra (225 millones de euros, que lógicamente aún no están en ninguna de las cifras anteriores de la cartera), pero más aún porque supone la entrada en el negocio de Cercanías y Regionales, y a partir de ahora le debería ser más fácil conseguir proyectos de este tipo (que tienen menos margen de beneficios que el AVE, pero hay muchos más). Son unos resultados bastante buenos, porque los beneficios van a mejorar seguro a medida que avance el proyecto de AVE en España, y la recompra de acciones y el primer proyecto conseguido en Cercanías y Regionales es muy buena noticia.

 

2T2018: BPA 0,07 euros (-62%). Ingresos -24%. EBITDA -40%. Gracias a la mejora de la caja la deuda neta cae a 66 millones de euros, que es un ratio deuda neta / EBITDA de 0,9 veces, bastante bueno. La construcción del AVE a La Meca ha si un éxito, y este tren empieza su operación comercial en el tercer trimestre de 2018. De momento en 2018 sólo ha conseguido nuevos contratos por 117 millones de euros, y este sigue siendo el punto más débil de Talgo. Por eso la cartera baja un 2% desde el final de 2017, aunque sube un 12% si se tiene en cuenta el contrato ya adjudicado por Renfe pero aún no firmado de 317 millones de euros para otros 30 trenes AVRIL por la ampliación del contrato de AVE que consiguió en España en 2017. Este contrato de AVE en España empezará a dar algunos ingresos a finales de 2018, e ingresos importantes ya en 2019. El 24% de la cartera es fabricación de nuevos trenes, y el otro 69% es mantenimiento de trenes. Unidades en mantenimiento: Locomotoras =, Coches +2%.

 

1T2018: BPA 0,03 euros (-73%). Ingresos -30%. EBITDA -50%. La bajada de ingresos y beneficios se debe a que está terminando la fabricación del AVE a La Meca y el proyecto del AVE en España aún no ha empezado a dar ingresos, por lo que se irá corrigiendo a medida que este proyecto de AVE en España vaya avanzando. La cartera de pedido es un 4% inferior a la de hace un año, quedando en 2.702 millones de euros. Este es el punto más débil de Talgo en la actualidad, que consigue pocos contratos nuevos. El último contrato que ha conseguido en 2018 es para convertir 156 vagones de tren hotel a tren de muy alta velocidad, por 107 millones de euros (que se podrían ampliar a 151 millones de euros). Talgo espera que 2018 vaya de menos a más, por las fases de fabricación de sus proyectos actuales (principalmente AVEs de La Meca y España).

Técnicas Reunidas 26,80 0,9300 3,47% 0,21 127,62 6,17 4,34
x
Teléfonica 7,51 0,4000 5,33% 0,57 13,18 3,46 2,17
+
x

4T2018: BPA 0,57 euros (+2%). Sin tener en cuenta los bonos híbridos (convertibles pero no obligatoriamente) emitidos el BPA es de 0,64 euros (+6%). Cifra de negocio -6,4%. Gastos por operaciones -7,6%. OIBDA -3,8%. Accesos 356,2 millones (-0,5%): fibra +20,5%, móviles contrato +6,8%, M2M +20,7%, TV pago +4,8%. El número de empleados se reduce el 2,8%. La deuda neta queda en 41.785 millones de euros, el 5,5% menos que al final de 2017. Ya en las primreras semanas de 2019 ha realizado varias ventas (filiales en Centroamérica, y la aseguradora Antares) que reducirán la deuda en otros 1.400 millones de euros. El coste medio de la deuda baja un poco al 3,41%. En Alemania ha finalizado la integración de la red, que es un paso importante para mejorar la rentabilidad en los próximos trimestres. En 2019 espera que tanto los ingresos como el OIBDA crezcan alrededor del 2%, y pagará un dividendo de 0,40 euros (igual que en 2018). En los últimos años ha conseguido reducir el coste de despliegue de la fibra en un 50%, lo cual le va a reducir mucho los costes en el futuro. Y la tasa de averías de los clientes de fibra es la mitad que la de los clientes de cobre, lo cual va suponiendo también un mayor ahorro de costes a medida que los clientes de cobre siguen pasando a la fibra. Telefónica continúa con la revisión y optimización de una gran cantidad de procesos internos, que ya empieza a notarse en el aumento de beneficios, los flujos de caja y la reducción de la deuda. En próximos trimestres creo que se irá notando cada vez más este importante plan de optimización y simplificación interna. Y la reducción de la deuda que consigue trimestre a trimestre también hace que los flujos de caja vayan mejorando por los menores intereses que va pagando. Con esta mejora de resultados y de deuda Telefónica ya no tiene prisa por venta la filial británica O2. Aunque creo que en algún momento hará un plan estratégico importante para salir de algunos países y dar servicio convergente en el resto (ahora mismo sólo tiene convergencia en España y Brasil).

 

 

3T2018: BPA 0,46 euros (+6%). El BPA ya pasa a crecer como se esperaba, por lo que comenté en los trimestres anteriores sobre la refinanciación de los bonos híbridos que hizo a principios de año. Ventas -7,9%. Gastos por operaciones -10,6%. OIBDA -2%. Es importante que suba el margen de beneficios (EBITDA / Ventas) tras años de caídas. Los accesos caen un 0,6% hasta 356,3 millones, pero sube el ingreso medio por cliente porque mejoran los de más calidad: Fibra y cable (+1,9%), contrato móvil (+6,6%), TV de pago (+5,6%). La deuda neta tiene una reducción importante, del 9,7%, en los últimos 12 meses, quedando en 42.636 millones de euros. En la reducción de la deuda ha influido la venta de un 10% de Telxius a Pontegadea (Amancio Ortega), pero sólo con el negocio ordinario ya está reduciendo la deuda trimestre a trimestre. El coste medio de la deuda sube un poco hasta el 3,45%, aunque sigue siendo muy bajo. Tras estos resultados Telefónica ha subido ligeramente su estimación de ingresos para todo 2018, lo cual es una buena señal también para 2019 y siguientes años. En España este tercer trimestre ha sido el mejor en cuanto a captación de clientes de los últimos 10 años (consecuencia de las nuevas tarifas y cambios que ha ido haciendo en los últimos trimestres). La ampliación de la red de fibra la realiza cada vez a menor coste por la experiencia adquirida, que le está permitiendo simplificar y abaratar el proceso. También está estudiando, junto con Vodafone, formas de abaratar de forma importante la red móvil de ambos. La relación digital con los clientes se está incrementando rápidamente, y eso también va a seguir reduciendo los costes. Aunque aún ligeramente, en 2018 está mejorando el negocio de Telefónica. Y hay que tener en cuenta que las divisas le están perjudicando bastante en 2018, como a todas las empresas que tienen negocio en Latinoamérica.

 

2T2018: BPA 0,29 euros (-1%). El efecto de la refinanciación de los bonos híbridos se va diluyendo, y por eso la caída del BPA del 13% en el primer trimestre se reduce ahora al 1%. Ingresos -7%. Gastos por operaciones -10%. OIBDA -1%. Accesos 357,5 millones (-1%). Aunque mejoran los clientes de más calidad: Fibra +23%, Contrato móvil +%, TV de pago +6%. La deuda neta se reduce el 1,4% desde el final de 2017, quedando en 43.593 millones de euros. El ratio deuda neta / OIBDA es de 2,68 veces. En España los ingresos suben el 1% y el OIBDA crece el 3%. En Alemania los ingresos caen el 1% y el OIBDA sube el 2%. En Reino Unido (a tipos de cambio constantes) los ingresos suben el 4% y el OIBDA aumenta el 7%. En Brasil (a tipos de cambio constantes) los ingresos suben el 1% y el OIBDA crece el 6%. En Hispanoamérica Sur (a tipos de cambio constantes) los ingresos aumentan el 8% y el OIBDA crece el 10%. En Hispanoamérica Norte (a tipos de cambio constantes) los ingresos bajan el 1% y el OIBDA se reduce el 5%. En España acaba de lanzar la marca O2, que es una marca de calidad pero bajos costes a la vez, para usuarios que necesitan menos los servicios de atención al cliente y similares. La reciente compra del fútbol en España creo que va a ser difícil de rentabilizar, en mi opinión el fútbol no es rentable a estos precios. 

 

1T2018: BPA 0,12 euros (-13%). El BPA cae porque ha hecho una refinanciación de bonos híbridos que es positiva y le hará pagar menos intereses en el futuro, pero de momento ha tenido un efecto contable negativo. Sin este efecto el BPA crecería el 7%. Además de eso, los cambios en las divisas le han reducido los beneficios, como a muchas empresas europeas en este trimestre. Ingresos -7,2%. Gastos por operaciones -8,7%. OIBDA -3,9%. A tipos de cambio constantes los ingresos suben el 1,4% y el EBITDA crece el 5,3%. La deuda neta queda en 43.975 millones de euros, el 9,8% menos que hace un año y el 0,6% menos que al final de 2017. El ratio deuda neta / OIBDA es de 2,7 veces. En Reino Unido ha hecho una compra de espectro radioeléctrico importante, que aumenta algo el valor de O2 tanto para una salida a Bolsa, como una fusión, etc. Accesos 356,9 millones (-1%). En España los ingresos crecen el 1% y el OIBDA aumenta el 7%, empezando a notarse la mejora de la rentabilidad (los gastos de personal son un 16% inferiores a los del primer trimestre de 2017). En Alemania los ingresos caen el 0,2% y el OIBDA sube el 0,8%, aunque los accesos caen el 5% (principalmente por el móvil de prepago, aunque también caen un 2% los de banda ancha fija). En Reino Unido los ingresos caen el 1% y el OIBDA sube el 3%. En Brasil (a tipos de cambio constantes) los ingresos suben el 1% y el OIBDA crece el 4,5%. En Hispanoamérica Sur (a tipos de cambio constantes) los ingresos suben el 8% y el OIBDA aumenta el 11%. En Hispanoamérica Norte (a tipos de cambio constantes) los ingresos caen el 2% y el OIBDA se reduce el 7%. Telefónica continúa mejorando su rentabilidad lentamente, y reduciendo su deuda.

Total 50,30 2,4800 4,93% 3,41 14,75 44,11 1,14
x
Tubacex 2,83 0,0460 1,63% 0,13 21,77 2,06 1,37
x
Unilever 52,27 1,5488 2,96% 2,14 24,43 3,88 13,47
x
Vidrala 82,80 1,0581 1,28% 4,45 18,61 23,43 3,53
+
x

3T2018: BPA 3,56 euros (+27%). Ventas +19%. EBITDA +25%. Desde la compra de Santos Barosa, hace aproximadamente 1 año, la deuda ha bajado un 12%, y ahora es de 448 millones de euros, que suponen un ratio deuda neta / EBITDA de 1,9 veces. Como Santos Barosa empezó a aportar a los resultados desde el 1 de octubre de 2017, el próximo trimestre bajarán algo las cifras de crecimiento de ventas, EBITDA, BPA, etc.

 

2T2018: BPA 2,23 euros (+22%). Ventas +20%. EBITDA +24%. El ratio deuda neta / EBITDA baja a 2,1 veces, desde las 2,2 veces del primer trimestre de 2018.

 

1T2018: BPA 0,88 euros (+25%). Ventas +19%. EBITDA +24%. El ratio deuda neta / EBITDA es de 2,2 veces, igual al del final de 2017. Es una deuda muy baja, teniendo en cuenta que ha comprado hace muy poco la empresa portuguesa Santos Barosa, y sin ampliar capital. El crecimiento de Vidrala está siendo muy bueno pero es posible que en 2019 se reduzca bastante, por lo siguiente. Santos Barosa empieza a aportar a Vidrala el 1-10-2017, por lo que en el primer trimestre de 2018 ya tenía a Santos Barosa todo el trimestre, pero en el primer trimestre de 2017 no la tenía. Lo mismo pasará en el segundo trimestre de 2018, y en el tercero, pero no ya en el cuarto, ni en 2019, porque desde el cuarto trimestre de 2018 Santos Barosa estará ya en todas las comparaciones (cuarto trimestre aislado de 2018 con cuarto trimestre aislado de 2017, 2019 con 2018, etc). Sin tener en cuenta este efecto de que Santos Barosa no estuviera en el primer trimestre de 2017 pero sí en el primer trimestre de 2018, el crecimiento del beneficio de Vidrala es de aproximadamente el 7%. Por eso es probable que en 2018 Vidrala crezca alrededor del 20-25%, pero en 2019 lo hará más cerca de la zona 5%-10% (a no ser que compre otra empresa, como ha hecho en los últimos años con Santos Barosa, Encirc, etc, pero eso es algo que no podemos saber de antemano). Así que al valorarla hay que verla más como una empresa que crece alrededor del 5%-10%, y no del 25% de forma indefinida.

Viscofán 55,65 1,6000 2,88% 2,66 20,92 16,29 3,42
+
x

 

4T2018: BPA 2,66 euros (+1,5%). Cifra de negocios +1%. EBITDA -1%. En 2018 Viscofán ha hecho una pequeña amortización de autocartera, del 0,2% del capital social. Los problemas de los 9 primeros meses de 2018 (subida de materias primas y de la energía, y debilidad del mercado asiático) empiezan a resolverse, ya que el cuarto trimestre aislado ha sido bastante bueno, subiendo el EBITDA ordinario el 5% y el beneficio neto el 18%. En el cuarto trimestres ha comprado el distribuidor de sus productos en Australia y Nueva Zelanda (Globus), por 8 millones de euros. Es una compra pequeña, pero segura (Viscofán va a pasar a distribuir sus propios productos, como ya hace en muchos otros países) y que le va a aumentar tanto el margen de beneficios como el contacto directos con los clientes (lo cual tiene ventajas para muchas cosas, como el desarrollo de nuevos y mejores productos). La deuda neta sube a 80 millones de euros desde los 41 millones de euros del final de 2019, pero sigue siendo muy baja (ratio deuda neta / EBITDA de 0,4 veces). El arranque de la planta de Cáseda está siendo muy bueno, y esta planta se va a notar en los resultados de los próximos trimestres (se espera que esté a pleno rendimiento a finales de 2020). También en 2018 ha ampliado una planta en Serbia, que se notará más en los resultados de 2019. El dividendo de 2018 va a ser de 1,60 euros, un 3% más que en 2017. Además ya pagó con cargo a 2018 un dividendo extraordinario de 0,13 euros por una sentencia judicial favorable que obtuvo a finales de 2017. Para 2019 Viscofán espera un crecimiento de ingresos del 6%-8%, del EBITDA ordinario del 10%-13% y del BPA del 8%-14%. Aunque no lo dice expresamente, se entiende que el dividendo crecerá más o menos lo mismo que el BPA. Son previsiones creíbles porque se están ya reduciendo los problemas principales de 2018 (subidas de materias primas y energía, y debilidad de Asia), y además a lo largo de 2018 ha hecho inversiones importantes para mejorar la eficiencia de la producción de Viscosa, y la planta de Cáseda (que tiene una tecnología revolucionaria en servicio y coste) irá a más trimestre a trimestre. También es importante que el nivel de inversiones en 2019-2020 va a ser inferior al de 2016-2018. El Plan estratégico actual de Viscofán (“More to be”) va de 2016 a 2020.

 

3T2018: BPA 1,90 euros (-4%). Ingresos -0,5%. EBITDA ordinario -12%. La subida del precio de la energía y de las materias primas le sigue reduciendo el margen de beneficios. La deuda neta sigue siendo muy baja, de sólo 50 millones de euros. En China y el sudeste asiático ha subido los precios y ha ganado cuota de mercado, pero han bajado algo las ventas porque esos mercados han estado un poco débiles. En el resto de zonas los ingresos han subido a tipos de cambio constantes. Las divisas también le siguen perjudicando algo. A final de año la caída del BPA probablemente será superior al 4% de este tercer trimestre, porque se va diluyendo el efecto positivo del ingreso por los juicios que ha ganado en los primeros meses de 2018. La caída del EBITDA ordinario se reduce algo respecto al segundo trimestre, porque va mejorando la situación al ir entrando en funcionamiento las subidas de precios que está realizando para compensar la subida de las materias primas y de la energía. Los problemas que está teniendo Viscofán en 2018 son relativamente pequeños, y temporales (cambios de las divisas, subida de los precios de materias primas y energía, y debilidad en el mercado de Asia).

 

2T2018: BPA 1,41 euros (-1%). Ingresos -1%. Gastos por consumos +10%. EBITDA ordinario -14%. La deuda neta sube de 41 millones de euros al final de 2017 a 70 millones al final de este segundo trimestre, por lo que es insignificante. Caseda ya ha empezado a vender producto en mayo, aunque de momento en cantidades pequeñas como es lógico. El BPA apenas cae mientras que el EBITDA ordinario cae el 14% porque ha ganado unos juicios, que le han supuesto unos ingresos no habituales. En 2018 a Viscofán le están perjudicando las divisas y la subida de las materias primas, lo cual le está reduciendo el margen de beneficios (por eso cae un 14% el EBITDA ordinario). También pasa que la planta de Cáseda, que va a ser muy importante, de momento está dando pérdidas aún pero pronto empezará a dar beneficios. Ha subido los precios recientemente, y espera que empiece a notarse en el segundo semestre de 2018. En próximos trimestres los resultados es probable que mejoren (por la entrada en funcionamiento de la planta de Cáseda, y las recientes subidas de precios).

 

1T2018: BPA 0,68 euros (+0,2%). Ingresos -4%. EBITDA -0,2%. La deuda neta sigue siendo irrelevante, de sólo 28 millones de euros. En este primer trimestre de 2018 ha comprado la empresa canadiense Transform Pack por 2 millones de dólares, que es una compra muy pequeña por su importe pero interesante porque tiene una tecnología nueva (transferencia de sabores a través de las envolturas) que puede ser un nuevo negocio importante de futuro para Viscofán. El negocio de Viscofán ha crecido ligeramente este trimestre, pero los cambios de las divisas han reducido un poco los ingresos. El margen de beneficios se ha reducido algo porque ha subido el coste de las materias primas (es normal que haya altibajos en estos costes, como en todas las empresas), y ya tiene previsto subir sus precios de venta próximamente por este motivo. Otro efecto que ha perjudicado un poco los resultados de este trimestre pero que es positivo para el futuro es que la planta de Cáseda está arrancando, por lo que ya está a su nivel normal de gastos, pero los ingresos aún están por debajo de su potencial. Si no fuera por el cobro de la indemnización (que ha entregado a los accionistas como dividendo extraordinario de 0,13 euros) el EBITDA caería el 15%, por todo lo que he comentado que le ha reducido los márgenes (y que son efectos temporales, que se irán corrigiendo).

 

Vocento 1,38 0,0320 2,32% 0,09 15,33 1,70 0,81
x
Vodafone 1,43 0,1507 9,13% 0,09 18,33 2,44 0,68
x
Walmart 103,18 2,0800(e) 2,02%(e) 4,75(e) 21,72(e) 25,87 3,99
x
Zardoya Otis 7,28 0,3200 4,40% 0,31 23,48 0,90 8,09
+
x

 

4T2018: BPA 0,31 euros (-5%). Ventas +1%. EBITDA -6%. Pedidos recibidos -4,1%. Obra pendiente de ejecutar +2,8%. Unidades en mantenimiento +0,9%. Ventas por divisiones: Venta nueva +16%, Servicio +1% y Exportación -3,8%. Con la venta del terreno de Munguía ha ganado 3,6 millones de euros (incluidos en los 145,7 millones de beneficio neto que dan lugar a ese BPA de 0,31 euros), que va a dedicar a la construcción de la nueva fábrica en San Sebastián. Los resultados de Zardoya en 2018 han sido aceptables. Entre las señales de normalización de la actividad y la posible vuelta al crecimiento están la subida de las ventas totales, y específicamente de las unidades de Venta nueva y de Servicio. También es importante que vuelvan a crecer las unidades en mantenimiento. El BPA cae a pesar de esto porque han subido los precios de las materias primas (algo general a todas las empresas, que parece que ya empieza a remitir algo a finales de 2018 y principios de 2019), y por los gastos mayores de lo habitual que está haciendo para digitalizar la empresa (lo cual supondrá mayores ingresos, márgenes de beneficio y barreras de entrada para el futuro). Los pedidos recibidos caen un poco porque en 2017 tuvo bastantes pedidos del negocio naval, y en 2018 han sido más normales. Por todo esto, posiblemente 2019 sea algo mejor que 2018 para Zardoya, aunque no creo que haya una gran diferencia. El dividendo de 2018 es de 0,32 euros, igual al de 2017. 

 

3T2018: BPA 0,22 euros (-3,6%). Ventas +0,3%. EBITDA -5,2%. Contratos recibidos -5,8%. Cartera pendiente de ejecutar +2,7%. Unidades en mantenimiento +0,7%. Ventas por divisiones: Venta nueva +21,4%, Servicio +1%, Exportación -7,5%. Las ventas de Servicio ya llevan 3 trimestres creciendo, lo cual puede ser el inicio de una nueva tendencia de crecimiento. La caída del EBITDA y el BPA se debe a la subida de las materias primas, y a las inversiones que está haciendo dentro del plan de digitalización de la empresa. Ya ha pagado 3 dividendo a cuenta del ejercicio 2018, de 0,08 euros cada uno de ellos, igual que en 2017. Por la venta del terreno de la antigua fábrica de Munguía ha obtenido 3,6 millones de euros, que utilizará en la construcción de la nueva fábrica en Madrid.

 

2T2018: BPA 0,15 euros (-6%). Ventas +1%. EBITDA -6%. Contratos recibidos -1%. Cartera pendiente de ejecutar +9%. Unidades en mantenimiento +0,7%. La Venta Nueva tiene una buena recuperación, creciendo el 19%, y esto es positivo de cara al futuro (va generando nuevas unidades en mantenimiento para la división de Servicio). La peor división este semestre ha sido Exportaciones, cuyas ventas caen el 8%. El resultado es mejor de lo que parece porque la caída del BPA se debe a una bajada temporal de las Exportaciones y a las inversiones (gastos) en digitalización que está haciendo, y que supondrán mayor crecimiento y barreras de entrada para el futuro. La división de Venta Nueva, que es más importante que la de Exportaciones, está creciendo a buen ritmo.

 

1T2018: BPA 0,07 euros (-5%). Ventas -0,4%. EBITDA -6%. Las ventas se mantienen planas porque ha caído la Exportación este trimestre, pero la Obra Nueva crece un 25%, tras muchos años cayendo. De momento es pronto para saber si es el inicio de una tendencia alcista importante en la Venta Nueva, pero es probable que lo sea porque se están iniciando más promociones de viviendas que en los años anteriores. Esto se ve apoyado por los contratos recibidos, que han crecido un 21%, y la cartera de proyectos, que sube el 13%. Las unidades en mantenimientos suben un 0,6%, que también es un dato mejor al de años anteriores. El EBITDA y el BPA bajan más que las ventas porque está invirtiendo más dinero, en un plan para digitalizar el negocio (que probablemente supondrá mayores barreras de entrada y mayores márgenes de beneficios en el futuro), así que hay que verlo con tranquilidad. El primer dividendo de 2018 ha sido de 0,08 euros, igual al primer dividendo de 2017.

Últimos comentarios

Muchas gracias, Antonio.

Pregunta todo lo que quieras, ya sabes.

Saludos.
Hola Juan,

Las puedes comprar y vender cuando quieras, hasta la fecha de vencimiento.

Imagina ...
Hola Seba,

En general lo que dice la película es verdad. Lo que pasa es que no es la única verdad...
Invitado - Antonio
Muchas gracias por este artículo, estoy empezando y la verdad es que me viene genial algo así
Invitado - juan torres
los opciones call y put se pueden vender o comprar antes de la fecha de vencimiento?
o una vez comp...
Back to top